Blog de poesía, cuentos, relatos, humor rojo, terror, amor, romance y más de la literatura anónima encontrada en Internet.

lunes, 8 de agosto de 2022

El escritor e ilusionista canadiense James Randi

 El 7 de Agosto de 1928, en Toronto, nacía el escritor e ilusionista canadiense reconocido por perseguir y desenmascarar a parapsicólogos y demás estafadores mediáticos, ese día llegaba al mundo James Randi. Nacido con el nombre de Randall James Hamilton Zwinge desde muy temprana edad se convirtió en mago y escapista, sus fantásticos actos lo llevaron a la TV en 1955 donde protagonizaba "Wonderama" con el seudónimo de "The Amazing Randi". saltó a la fama mundial cuando declaró que el parapsicólogo "Uri Geller" (Doblaba cucharas y adivinaba pensamientos) era un charlatán y lo desafió públicamente ya que consideraba que los magos debían blanquear que eran trucos y no hacer creer que poseían poderes. Geller lo demandó, por ello cada vez que se presentaba en un programa de TV, Rudi irrumpía en los estudios intentando infructuosamente enfrentarlo en cámara. En una oportunidad Geller tenía una aparición en TV, Rudi, amigo del productor logró prepararle un desafío bloqueando los trucos conocidos por los magos, cuando Geller se enfrentó a las cámaras no pudo resolver el truco y adujo que estaba falto de "energía". En su lucha también enfrentó al homeópata Jacques Benveniste y al parapsicólogo Peter Popoff, que subestimando a Rudi aceptó el desafío quedando en ridículo y abandonando la vida pública. Abiertamente ateo evitaba discusiones públicas sobre la religión, aunque luego que se hiciera pública su homosexualidad y figuras católicas lo defenestraron comenzó a lanzar sus dardos venenosos. En 1996 lanza su "desafío del millón de dólares", en el convocaba a todos los parapsicólogos, espiritistas y charlatanes a demostrar evidencia de cualquier poder o suceso paranormal, supernatural u oculto bajo condiciones de observación controladas, en 14 años nadie pudo superar la prueba, ni siquiera renombrados espiritistas. Publicó 6 libros sobre fraudes y estafas paranormales además de su controvertido ensayo "Por qué rechazo la religión, lo tonta e irreal que es, y por qué soy un bright entregado y enérgico". Hasta su muerte en 2020, Randi siguió siendo una referencia para los magos de la vieja escuela de trucos sin tecnología, solo basado en su rapidez y habilidad.

Randall James Hamilton Zwinge
Read More

domingo, 31 de julio de 2022

El último vuelo de Antoine de Saint-Exupery

El 31 de Julio de 1944 al servicio de la aviación Francesa partió de Córcega en misión de reconocimiento el aviador y escritor Antoine de Saint-Exupery, nunca regresó; su libro "El Principito" sigue siendo la mejor llave para abrir las puertas de la ilusión y la fantasía de los niños. Nacido en 1900 en el seno de una familia noble de Lyon, pese a no ser un alumno brillante y tener pocos amigos dijo haber tenido una infancia feliz, al terminar el bachillerato ingresó en la escuela naval, pero fracasó, se inclino por estudiar arte y arquitectura, pero al hacer el servicio militar a los 21 años se inscribió en la escuela de pilotos de Estrasburgo. En 1926 lo contrata la compañía Latécoère para hacer el servicio aéreo postal entre Toulouse y Senegal, en 1929 la empresa pasó a llamarse “Aéropostale” y le ofrecen ser el director de la sucursal sudamericana con sede en Buenos Aires, donde fue un pionero del correo aéreo. En Argentina conoce y se casa con Consuelo Suncín, en este período escribe sus primeras novelas “Correo Sur” y “Vuelo Nocturno”. Desde 1932, regresa a Francia donde se transforma en escritor y periodista, sin abandonar su pasión por volar e intenta batir algunos récords, en 1935 junto con su navegante Andre Prevot se estrellan en el desierto del Sahara, pasaron 3 días solo con unas uvas y naranjas, cuando ya empezaron a tener alucinaciones, desmayos y ausencia de sudoración fueron encontrados por un beduino Libio, fruto de esta experiencia escribió “Tierra de hombres”. En 1939, al estallar la guerra fue convocado para la escuadrilla de reconocimiento aéreo, luego de la invasión alemana se unió a la resistencia y luego a los aliados, en las noches de guardia y tiempos de descanso empezó a escribir un libro con la inocencia que los tiempos de guerra hacen olvidar, y en 1943 editó “El Principito”, que se transformó en un ícono cultural y vendió mas de 140 millones de ejemplares, considerado la base de la educación literaria infantil. Estando en Córcega, la noche del 31 de Julio de 1944 se subió a su viejo y obsoleto P-38 Lightning sin armamento para un reconocimiento sobre el mediterráneo, nunca regresó, el misterio de su desaparición duró 54 años, hasta que un pescador encontró en la costa de Marsella un brazalete con su nombre y el de su esposa, se inició una búsqueda submarina hasta que en el año 2000 se encontró su avión en el fondo del mediterráneo. En 2004 fueron encontrados sus restos.

El último vuelo de Antoine de Saint-Exupery
Read More

sábado, 30 de julio de 2022

Biografía de Vincent van Gogh

 Vincent van Gogh nació el 30 de marzo de 1853 en Groot Zundert, pronvincia de Brabantes, Países Bajos, donde su padre era pastor protestante. Era el segundo de siete hijos y recibió el nombre de su hermano mayor, que nació muerto el 30 de marzo de 1852, exactamente un año antes de su propio nacimiento. 

De niño, le costaba adaptarse a las normas sociales y prefería, por ejemplo, recolectar insectos, de forma aislada, lo que lo convirtió en el objeto de habladurías en su pueblo. Era aficionado a la naturaleza y muy diferente a los demás niños. 

A los 16 años, empezó a trabajar en La Haya, como empleado en la sucursal de la famosa empresa parisina Goupil & Cie, dedicada a la reproducción de obras de arte, grabados y fotografías. Allí tuvo un contacto permanente con aguafuertes, litografías y grabados que les abrieron su interés por el arte y lo motivaron a visitar museos siempre que podía. 

Se mudó a Bruselas, Londres, París, Ámsterdam con diferentes ocupaciones. Una de las experiencias que lo marcó fue la de trabajar como predicador entre los mineros belgas del Borinage. 

Conocemos gran parte de sus pensamientos y emociones gracias a sus cartas, que escribía asiduamente a diferentes personas de su entorno, especialmente a su hermano Theo. Fue una de las figuras centrales en la vida de Vincent y quien acompañó su carrera como artista. Son más de 900 las misivas que se conservan, van Gogh las escribió en un lapso de 18 años, la primera fechada en agosto de 1872, y la última en julio de 1890. 

En ellas habla de todo: describe las situaciones que vive a lo largo de sus múltiples cambios de residencia, le recomienda libros, manifiesta su predilección por ciertos pintores, describe de manera minuciosa los dibujos o pinturas en las que trabajaba, reflexiona sobre la composición y el uso del color, e incluso a veces añade pequeños bocetos para que su hermano se hiciera una idea de su trabajo. Es gracias al intercambio epistolar que sabemos que Van Gogh realizó unas 900 pinturas y 1.600 dibujos. 

Desde finales de noviembre de 1885 hasta febrero de 1886, Van Gogh permaneció en Amberes, donde conoció los grabados japoneses, que admiró con pasión por ser un arte popular, de colores vivos y ornamental, con marcados contornos de motivos y figuras, y un tratamiento de los volúmenes sin claroscuros.

En febrero de 1888 Vincent se estableció en Arlés, al sur de Francia, donde soñaba con fundar una colonia de artistas. Incluso llegó a alquilar una casa para tal fin, la llamada Casa Amarilla, en donde se encontraba la habitación tan famosa representada en el cuadro. Es una de sus etapas más prolíficas y en sus obras refleja lo que ve: el cielo, el sol, los paisajes, los fondos urbanos y rurales, los aldeanos, las campesinas, las naturalezas muertas.

Allí recibe a Paul Gauguin, quien permaneció con él en Arles del 23 de octubre al 23 de diciembre. Tras la marcha de Gauguin, Van Gogh se cortó la oreja en un ataque de delirio. Luego le persiguieron pensamientos suicidas y se inslata en un manicomio de Saint-Remy-de-Provence. 

En mayo de 1890, se trasladó a Auvers-sur-Oise, por recomendación del doctor Paul Gachet. Allí tuvo periódos de melancolía y de euforia creativa por igual. Se desconoce con exactitud cuál fue el último lienzo de Van Gogh, pero se cree que pudo haber sido el "Campo de trigo con cuervos", una atmósfera de presagio en el paisaje, de pinceladas vigorosas, bajo un cielo turbulento. En esos mismos campos se disparó en el pecho y murió el 29 de julio de 1890. 

Vincent Van Gogh (1853-1890) muere en la localidad francesa de Auvers-sur-Oise. Agobiado por la depresión, el pintor se había disparado con un arma en el pecho dos días antes. Sus padecimientos mentales lo habían llevado antes a cortarse una oreja. Su producción de 900 pinturas y 1.600 dibujos la realizó en los últimos diez años de su vida. En la actualidad, sus pinturas se venden por cifras millonarias. La vida del pintor fue llevada al cine  en tres ocasiones y hasta mereció una novela gráfica.

Biografía de Vincent van Gogh
Read More

Aún de los cadáveres emanan emociones

Sabías que cuando llegan los cadáveres a la necropsia llegan con la ropa con la que fallecieron y es trabajo del perito desvestirle para iniciar la necropsia.

Muchas veces llegan los difuntos con las expresiones faciales que tuvieron en el último momento (miedo, tranquilidad, enojo, tristeza) incluso a veces hasta con lágrimas.

Los médicos legistas nos dan una explicación científica como lo exige su trabajo, pero por experiencias personales he tenido que combinar entre lo científico y mis creencias.

Tal es un caso donde bajo investigaciones se pudo dar con una fosa de un profesor que había sido secuestrado, asesinado y sepultado hace 3 semanas en un paraje lejano.

Cuando lo exhumaron se encontraba aun con el uniforme de su escuela y estaba en una posición fetal y su rostro reflejaba una profunda tristeza.

Pues el trabajo de desvestirle sin cortar la ropa (se conserva la ropa integra para analizarla) fue prácticamente imposible para los peritos dada la rigidez cadavérica.

Fue cuando el médico legista llegó y dijo les voy a decir como es la manera correcta…

¡Todos pensamos que nos iba a dar una solución técnica, científica, médica o profesional, pero ohhhhh sorpresa!

Empezó a hablarle al cadáver mientras empezaba a desvestirle.

“Ya estás aquí amigo”

“Tu familia ya te encontró”

“Ya no vas a estar allá sólito”

“Lo único que quieren es velarte para que estés en paz”

“Mira que nunca dejaron de buscarte”

“Ayúdame para que terminemos rápido y te vayas con tu familia”

Pues mientras hacía eso más se nos erizaron los pelos cuando vimos que el cadáver que llevaba 3 semanas sepultado empezó a aflojarse a modo que desvestirle fue muy fácil.

Y dejarlo en una posición como si estuviera acostado boca arriba y su rostro cambió, se veía tranquilo.

Este tipo lo usan los buenos médicos que a pesar de convivir diario con la muerte no han perdido la sensibilidad de saber que ante ellos esta una persona que es padre, hijo, esposo y que deben de tratarse con respeto y dignidad.

Los psicólogos creen que aún de los cadáveres emanan emociones.

Aún de los cadáveres emanan emociones
Read More

viernes, 29 de julio de 2022

El libro infinito del escritor francés Raymond Queneanu

 ¿Sabias que existe un libro que nadie podrá terminar de leer en su vida y que tan solo cuenta con 10 páginas?

El libro infinito del escritor francés Raymond Queneanu

El libro infinito del escritor francés Raymond Queneanu

En 1960, el escritor francés Raymond Queneanu, presentó el que probablemente sea el libro más extenso del mundo

Se trata de Cent mille miliards de poémes, y apenas ocupa diez páginas, que contienen cada una un soneto. Los versos mantienen todos la misma rima y están cortados en tiras, de modo que pueden combinarse con los de otros sonetos. 

Así, el número total de combinaciones posibles que contiene el libro es de 10 elevado a 14, es decir, cien billones de poemas distintos. Eso implica que nadie nunca podrá leer el libro entero por mucho que se empeñe, ya que se tardarian varios millones de años en casar todos los poemas, eso sin comer, ni dormir, ni leer revistas ni nada. ¡Todo en sólo diez páginas!

Cualquier mezcla que hagamos formará un soneto con sentido, atendiendo a las estrofas, el ritmo y la rima, además, es muy probable que tomando un poema al azar el lector sea el primero en leerlo ya que, según afirmaba el propio Raymond Queneau, si se nos toma unos 45 segundos en leer un soneto y otros 15 en preparar el siguiente, para leer todas las combinaciones tardaríamos aproximadamente unos doscientos millones de años.

¿Qué te pareció este artículo de literatura? Si te gustan estos post virales de Facebook que tienen que ver con libros y escritores, no olvides compartir en tus redes sociales para que puedan llegar a más personas que también puedan disfrutarlos.

Te invito a seguirme en mi página de Facebook y en Twitter también para ver más artículos similares y poder comentar con otros, todo esto en esta comunidad virtual de lectores de Cuentos relatos y poesías by El Poeta Gabriel.
Read More

sábado, 23 de julio de 2022

Lord Byron, poema sobre un gato

Un hermoso poema que nos cuenta sobre la partida de un gato... Si amas a los gatos, no olvides compartir.

Lord Byron, poema sobre un gato

Lord Byron, poema sobre un gato

Acaba de partir mi gato

a buscar su caza y esperarme

a orillas de un estero con piedras

y a la vera de muchos árboles


La casa lo echará de menos

Sabemos que nada será como antes

(desde que partió mi gato a cazar

y esperarme)


Gato guerrero al fin

eligió la medianoche para zarpar

a ver los ángeles de los gatos

(todo es posible cuando parten)


Me miró por última vez a las 23:56

y suspiró mi gato único en el Universo

Quedé solo como el recuerdo

que alguien olvidó

A él le gustaba mi escribir

y mi cocinar para los dos


Sheela también quedó triste:

la fiel compañera no se movió

mientras él agonizó a su lado

Así es el amor entre los gatos


Fue un grande mi Lord Byron

(tenía el cielo más azul en sus ojos

ese estupendo fornicador de gatitas)

Padre guerrero y aventurero

conoció la reyecía de los tejados


He destapado un vino chileno

para mi gato argentino

el siamés más hermoso de todos

el más noble y el más amigo

maestro zen de los gatos


(No era mucho yo antes

de su llegada

y sé que ahora soy menos

aunque no pertenecíamos

a ninguna parte)


Sheela quieta me mira

Se preguntará por qué

su rey no está

de quién será ella reina ahora

qué haremos tan solos

hacia dónde Lord ha partido


Sabe que los malvados del vecindario

se tomarán el techo del cobertizo

para mayar con cada Luna nueva

ahora que no está Lord para controlarlos

y permitir que Sheela

repose al sol tendida en el patio


No quiso mi gato la inyección

del sueño que libera

Dos veces me clavó sus garras en el brazo

para que no lo llevara

Quiso custodiar hasta el fin

los rincones de la casa


Eligió mirarme a las 23:56

del viernes que fue cálido

antes de comenzar a irse despacio

Así que bebo con lentitud mi vino

y recuerdo las cosas que hacíamos

cuando íbamos en Buenos Aires

a la cantina con un amigo


Estoy triste como una piedra

empapada de vacío y silencio

Triste porque partió mi gato

se apagó como una lámpara

que se queda sin aceite

y se oscurece de a poco

callada y tranquilamente


Lo envolví con mi chamarra

la misma sobre la que quiso morir

la que será su mortaja y abrigo

la que tiene mi olor

y sus pulgas desconcertadas

ellas también por su partida


Lo enterraré con esa chamarra

su plato de greda

y su collar que tanto le gustaba

(era coqueto mi gato)


Miro adentro de mi corazón el maridaje

de la pena y el orgullo torpe de creer

que mi gato prefirió morir conmigo al lado

en mi escritorio desde el que saltó

para reunirse con el espíritu de los gatos


Se fue mi gato Lord Byron

Estará vacío el otro lado de la puerta

cuando llegue tarde en la noche

No tengo ya el primer oído

para mis poemas


Sabía que se iría a la caza eterna

¿por qué entonces esta pena

de los que se ahorcan me ata?

¿Por qué Mozart parece tan triste

y Sibelius se ha congelado?


Envuelto en nuestra chamarra

al costado del arbolito en el jardín

Lord pensará en el mundo

que fue su desafío de gato

cazará pajaritos fantasmales

e inaudible ronroneará

para terminar de despedirnos


No sé si algo lo aguarda adonde fue

Sé que cuando cruce el umbral definitivo

me mirará con sus bigotes tiesos

y nos iremos a pasear otra vez

por nuevas calles para siempre


He decretado el duelo necesario y debido

por todos los días que hagan falta

por los 17 años que vivió

y hasta que se me pase

esta mariquera de la gran puta de mi pena


Poema de Jorge Lagos Nilsson 

Read More

Los escritores y los creativos nombres de sus gatos

 Los escritores y las mascotas... Más precisamente sus gatos... En este post te cuento Los escritores y los creativos nombres de sus gatos.

Los escritores y los creativos nombres de sus gatos

Los escritores y los creativos nombres de sus gatos

H. G. Wells: tuvo un gato llamado Mr. Peter Wells.

Tennessee Williams: tuvo un gato llamado Topaz.

Charlotte & Emily Brontë: tuvieron un gato llamado Tiger que jugaba con el pie de Emily mientras ella escribía "Wuthering Heights".

Alejandro Dumas: tuvo los gatos Mysouff I y Mysouff II, siendo este último de color blanco y negro, el favorito del escritor, pese a que se comiera en una ocasión todos los pájaros exóticos de la casa. También tuvo un gato llamado Le Docteur.

Charles Dickens: tuvo una gata llamada William a la que rebautizó con el nombre de Williamina. Todo ello se debió a que consideraba que su gato era un macho y gracias a que tuvo una numerosa camada de gatitos descubrió que era una hembra. Y eso que la gata avisó al escritor de que no era un macho cuando inició los preparativos del parto con su traslado dentro del estudio de Dickens. De esa camada nació Master's Cat y fue el único que se quedó con Dickens.

Mark Twain: tuvo numerosos gatos como son Apollinaris, Beelzebub, Blatherskite, Buffalo Bill, Satan, Sin, Sour Mash, Tammany y Zoroaster.

Lord Byron: tuvo cinco gatos que llegaron a viajar con él. Entre ellos destacamos a Beppo, cuyo nombre fue recogido por Borges para bautizar al suyo, originalmente llamado Pepo.

Edgar Allen Poe: tuvo una gata llamada Catarina, quien se sentaba frecuentemente en su hombro mientras él escribía. La gata le inspiró la obra "The Black Cat".

Victor Hugo: tuvo un gato llamado Chanoine, aunque inicialmente se llamaba Gavroche y no le gustaba, y otro que se llamaba Mouche.

F. Scott Fitzgerald: tuvo un gato llamado Chopin.

Theóphile Gautier: tuvo numerosos gatos a los que llamó Childebrand (un gato negro y rayado al que mencionó en "La Ménagerie Intime"), Cléopatre (hija de Epoine y a la que le gustaba mantenerse sobre 3 patas, siendo mencionada en la misma obra), Don Pierrot de Navarre (a este gato blanco le gustaba robarle la pluma y engendró a 3 gatitos negros, siendo mencionado en la obra anterior), Enjoras (este gatito negro era hijo de los blancos Don Pierrot y de Séraphita y fue bautizado con un nombre procedente de la obra "Les Miserables", siendo también mencionado en la obra anterior), Eponine (gato de piel negra con los ojos verdes procedente de los mismos padres que Enjoras, con la misma procedencia de su nombre y siendo mencionado en la misma obra), Gavroche (gato negro con idénticas referencias al anterior), Madame Theóphile (gata blanca y roja a la que le gustaba robar la comida y mencionada en la misma obra), Séraphita (gata blanca que tuvo 3 gatos negros con Dom Perriot y también aludida en la obra anterior) y Zizi (un angora que le gustaba tocar las teclas del piano y también mencionado en la misma obra).

Colette: esta escritora tuvo varios gatos: Franchette, Kapok, Kiki-la-Doucette, Kro, La Chatte, La Chatte Dernière, La Touteu, Mini-mini, Minionne, Muscat, One and Only, Petieu, Pinichette, Toune, Zwerg y Saha, a la que dedicó su novela "La Chatte".

T. S. Elliot: tuvo varios gatos llamados George Pushdragon, Noilly Prat, Pattipaws o Pettipaws, Tantomile y Wiscus.

Walter Scott: tuvo un gato llamado Hinse al que le gustaba molestar a los perros de Scott, hasta que en 1826 uno de esos perros acabó con su vida

Read More

El cuento de la salamanca

La salamanca es la residencia del tío (el diablo, mandinga, el malo, zupay, son algunas de sus denominaciones en la Argentina). Allí, acuden además las brujas como doncellas de hermosos cuerpos, lujosamente vestidas o semidesnudas (a veces solo tienen un pañuelo para bailar); los brujos, los aparecidos, las almas condenadas y los hombres y las mujeres que desean realizar un contrato. 

Todas las noches hacen una gran fiesta y la música se oye a un quilómetro a la redonda: el golpe de las cajas, las guitarras, los cantos y las voces de la gente que habla. 

Se sirven los más deliciosos manjares, vinos de todas las clases en copas de oro. Pero lo más maravilloso de todo es la música que atrae a. quienes andan cerca, especialmente a los borrachos, que sin darse cuenta, se mezclan con los que se divierten en la salamanca. 

Algunos describen las salamancas como escuelas donde los profesores son diablos. 

Existen numerosas salamancas en nuestro país, las más famosas aparecen en el mapa quereproducimos. 

En la provincia de Jujuy, la más importante y antigua es la de un cerro de arenas finas en Abra Pampa, llamado Huancar o Guancar. Se dice que allí nace el viento y la leyenda cuenta que, de la laguna de Santa Catalina, un día salieron dos víboras voladoras con cabeza de gato. Una cayo en el Huancar y otra en el cerro de Catar y así se formaron ambos cerros. De vez en cuando todavía aparece por ahí alguna de esas víboras raras. 

El Huancar es el varón; Catar, la mujer y los otros cerritos, los huancarcitos. En el verano,o cuando sopla viento, se levantan y sale toda la familia a festejar el carnaval. 

En el Huancar crecen plantas medicinales para hacer té como el paico, la saldia, la muña. En la cima existe una vertiente de agua muy pequeña que ocasionalmente se muestra a los enamorados como una mujer rubia muy bella. 

Los pobladores de Abra Pampa aseguran que antes de que sople viento o caiga una fuerte lluvia oyen las Cajas que suenan en el Huancar y los cantos. 

En la misma provincia existe otra salamanca en el Cerro de La Peña Colorada, en la ciudad de San Salvador de Jujuy. Esta salamanca es la casa de los duendes, los cuales se han adueñado de las riquezas que los padres jesuitas abandonaron en la mina. Cualquiera que se atreva a entrar es atacado por los guardianes. 

Pueden oírse voces, cantos e instrumentos y suelen observarse luces y reflejos de colores. Son luces malas y es preferible no mirarlas. Allí vive Mandinga de un solo ojo enorme que lo ve todo con sus diablos. 

Al anochecer se ve salir a la puerta de la salamanca, un sacerdote vestido de negro que se golpea la boca y vuelve a ingresar. Se ríe de todos los cobardes que no son capaces de entrar a buscar el tapado.

En San Luis, se cuenta de un hombre llamado Paulo Miranda que había sido contratado para arrear hacienda. Estaba de guardia durante la noche con un mozo que trabajaba de guía, quien lo invitó a ir a un baile. Al llegar, escucharon las guitarras y las hermosas tonadas. El mozo le indicó que se desnudara para entrar. Miranda obedeció y vio de pronto un salón iluminado como de día. San Antonio apareció de cuerpo entero y Paulo, siguiendo las instrucciones que le dio su compañero, tuvo que escupirlo tres veces. Luego un viboron se envolvió en su cuerpo y metió la cabeza en su boca. Con temor y asco, Miranda soportó todo, y vio salir un chivato que echaba fuego por la nariz y la boca. Instruido por su amigo supero todas las pruebas y llego así al baile. Había hermosas muchachas de largos cabellos que caían sueltos sobre sus caras. Todas eran jóvenes y estaban desnudas. Bailó y cantó toda la noche. La música y los cantos eran bellísimos. 

Pronto se le acercó un hombre y le preguntó qué deseaba saber, a lo que Miranda respondi6 que quería aprender a domar como nadie. Entonces fue Llevado a Otro salóndetrás del primero, en donde hacía mucho Calor y había varias calderas llenas de agua hirviendo y varillas derechas en el medio. El hombre hizo que Miranda Subiera a una de las varillas, la cual comenz6 a corcovear entre las calderas de agua. Pese al gran temor, Miranda logré sostenerse firmemente. 

Termino la noche y en cuanto cantaron los gallos, los dos amigos salieron y todo desapareció. 

Llegaron a la finca donde trabajaban y vieron que elpatrónhabíatraído un animal muy bravo. Miranda montó en él y lo domó en poco tiempo ante el asombro de todos. Desde entonces se lo recuerda como el mejor amansador de la zona. 

Miranda asistió otras veces a los bailes de la Salamanca. Una noche sustrajo de la fiesta una fuente de plata; pero a la mañana Siguiente Cuando despertó, se había convertido en un montón de excremento vacuno. 

Esto lo asustó y tomo una decisión. Ese sábado, antes de entrar, escondió en su cuerpo un crucifijo. En lo mejor del baile, mientras el diablo hablaba, lo saco y explotó todo. El salón con su gente quedo convertido en una montaña con árboles de espino. 

Paulo Miranda sufrió varias heridas. Jamás Supo nada de su compañero. Desde entonces no volvi6 a salamanquear.

Berta Vidal de Battini dice que estas fiestas se originan en la famosa Cueva de Salamanca, donde los estudiantes dela-Universidad se reunían para celebrar ritos de las Ciencias ocultas, comunes en la Edad Media. Asimismo, se dice que acudían a la salamanca del Rio Uruguay los estudiantes de la Fraternidad que faltaban a clase. Pasaban allí el día y parte de la noche cantando y bailando; realizaban fiestas y ceremonias secretas de las cuales no sabemos nada, pues no contaban sus ritos ni siquiera a los hijos. Actualmente aún pueden verse estudiantes dirigirse a esos lugares. Todo hecho misterioso o trágico, toda muerte, asesinato o suicidio, se atribuye a la salamanca. Otros autores? anotan etimologias diversas como "salamandra", animal desde muy _ antiguo relacionado con el fuego y los espíritus del mal, o la voz quechua "sall-manca" (olla maligna).

No todas funcionan los mismos días. La mayoría realiza fiestas todas las noches hasta el primer canto del gallo al amanecer, sonido que deshace todo aquelarre. Sin embargo existen algunas que abren sus puertas solo los martes y los sábados desde el atardecer y muchos afirman que hay salamanca de 12hs. a 13hs., por la tarde al oscurecer y de 24hs. a ths. 

Quienes han ido a buscar de día la entrada no la encuentran. Lo más apropiado para los que deseen entrar será intentarlo los sábados a la medianoche, pues no existe ninguna en todo el país que no esté abierta esos días, 

Si algún viajero debe pasar cerca de una salamanca, pero no desea  tener contacto alguno con el diablo, deberá llevar rosarios y medallas de santos para protegerse. 

E! diablo puede aparecer de diversas maneras al forastero que atraviesa su territorio o que se atreve a buscarlo; pero lo frecuente es que llegue montado en un caballo blanco o en una mula negra; vestido de gaucho con botas y bombacha. Su vestimenta revela granelegancia y riqueza; pero la cara no se logra distinguir. El ensillado lleva todas las prendas de plata y las riendas, las espuelas y los enchapados producen al andar el ruido del metal. El diablo brilla en la noche de luna e invita a pasar a la fiesta. Otras veces es un niño desnudo que llora de frio, pero que cuando ríe, muestra agudos dientes y echa fuego por la boca. Sin embargo hay quienes lo han encontrado en actitud más cotidiana cebando.

Habla a los hombres de la forma de conseguir grandes y fabulosas riquezas y los invita a-firmar un contrato. Convida licor y toma junta a los infortunados.

Quienes acamparon cerca de alguna salamanca porque iban viajando y fueron invitados por el diablo y las brujas a la fiesta, cuentan que han pasado la noche alii; pero al alborear, sin saber cómo ni por qué se han encontrado en el mismo lugar donde habían acampado, en la cama que habían tendido en el suelo. 

Todos los paisanos saben que es muy difícil embromar al diablo y a los brujos y brujas; pero hay algunos como el viejo Miranda que lo han logrado. 

Aquellos que, tratando de burlar los preceptos, intentaron Llevarsealgún alimento u objeto de oro del salón, al amanecer encontraron el excremento de un animal en su lugar; y si se durmieron junto a alguna bella muchacha, despiertan abrazados a un espinillo o a un peñón.

SOBRE LOS CONTRATOS

Se puede elegir una profesión o dinero a cambio del alma; el diablo otorga el pedido y aclara cuantos años le quedan de vida a la persona, que deberá dar su alma a cambio. Unos van a aprender a cantar, otros a ejecutar con gran maestría la guitarra, el acordeón, la quena u otro instrumento, (el encantamiento es tan poderoso que aunque una persona haya tomado demasiado vino no pierde nunca la capacidad de tocar bien). También aprenden a ser buenos reparadores de cajas.: estos instrumentos deben ser dejados una noche en los cerros donde haya salamanca para que los toque el tío, de ese modo al día siguiente sonara bien. Otros desean ser jugadores de gran suerte para que nadie pueda ganarles; o valientes peleadores y cuchilleros hábiles. Pueden aprender a curar, a cuidar bien los animales, a manejar camiones, a ser buenos domadores y amansar potros, a ser buenos mineros, a enamorar (para que los quieran las mujeres o los hombres), a hacer dinero. A cambio de una de estas virtudes deberán firmar un contrato con su propia Sangre  y al morir se irán en cuerpo y alma con el demonio). Cuando el desdichado es sepultado, al otro día aparece un agujero en la tierra por donde el tío se lo ha llevado. Ha habido casos en los que la prenda del contrato fue entregar un gallo blanco dos veces por semana.

Los hombres que han ido a ver al diablo y han realizado tratos con él cambian de carácter, se hacen más taciturnos y reservados como si anduvieran pensando en el convenio hecho. Los de caráctermas débil llegan a enloquecer. Quienes no quieren hacer trato con él, pelean. A estos hombres les sale sangre por la nariz varios días. 

Veamos, según sus informaciones cómo es una salamanca por dentro y qué se hace en ella: 

Todos coinciden en que una vez adentro se debe tener mucho coraje pues hay que pasar por determinadas pruebas (que varían según el lugar). Por lo general aparecen animales peligrosos (tigres, leones) o ponzoñosos (serpientes, arañas) en diversas entradas sucesivas; hay que estar tranquilo, como si nada, pues de hecho se trata de pura apariencia (si el aspirante tiene miedo o se asusta, puede volverse loco). Luego hay que escupir o pisotear imágenes religiosas de santos o del mismo Jesucristo y debe renunciarse a la propia religión; si alguien pronuncia el nombre de El Salvador, desaparece todo. 

Sólo quienes logran pasar estas pruebas acceden a los salones. Algunos describen el interior como un museo. Hay habitaciones con muebles de oro. Un salón lujosamente alumbrado, donde en vajillas y copas de oro se sirven los manjares más exquisitos, los vinos y las bebidas más variadas y deliciosas. 

En carnaval, ocurre que los integrantes de algunas salamancas salen a festejar yendo de un lado a otro. No se los puede ver pero se oye la música, las risas y los cantos. Entonces, la gente se persigna.

El cuento de la salamanca

Bibliografía: “Seres Mágicos” de la autora Elena Bossi

Read More

La verdadera historia de Frederick Kruger

La verdadera historia de Frederick Kruger

Frederick Kruger fue un inmigrante Judio-Aleman con raíces latinas por parte de su madre Mexicana Angelica Suárez, el cual asesinó a más de 72 personas, todos ellos niños y adolescentes en el pueblo de Rockwell Iowa, los invitaba a base de engaños a un sótano (dónde se encontraba la caldera de la piscina pública de la ciudad, dónde Freddy trabajaba) siempre usando una "garra" que el  mismo había creado, con la cual descarnaba a sus víctimas, desapareciendo los cuerpos en la enorme caldera. Rockwell fue testigo de la desaparición de muchos niños, hasta que en el verano de 1908, una adolescente de nombre Nancy, huyó de las garras del asesino mientras era atacada. Nancy logro escapar herida con el brazo totalmente desgarrado, gritando auxilio por las calles, al viejo Freddy que ya contaba con avanzada edad le fue imposible alcanzarla. Las autoridades al ver tal escenario fueron inmediatamente a buscar al presunto responsable, al llegar, el viejo anciano se encontraba sentado esperando su destino, con la "garra" ensangrentada, diciendo : -Yo lo hice, yo soy responsable de la muerte de todos los jóvenes, cada alma que tome, me hará vivir eternamente-. El sheriff del condado, padre de una de las víctimas, golpeó y torturó a Krueger quemando gran parte de su cuerpo en la misma caldera. El cuerpo policial asentó en su informe que el anciano había puesto resistencia y tuvieron que intervenir con la fuerza. Después de un proceso en contra de Freddy, se le declaró culpable y mal de sus facultades mentales. Fue internado en un sanatorio psiquiátrico hasta octubre de 1910 donde falleció mientras dormía. 

La semana después de su muerte se reportaron 11 personas fallecidas, 10 niños y el sheriff que lo torturó hasta casi matarlo. Todos los cuerpos estaban acostados en sus camas. 

Hasta el día de hoy el pueblo de Rockwell Iowa, es un pueblo fantasma, ya que si pasas ahí una noche, es probable que no despiertes para contarlo… 

La verdad es que toda esta historia, la verdadera historia de Frederick Kruger, es inventada, pero sirve para fomentar la lectura y como sabemos que les encanta el chisme quisimos empezar el día sacándoles una sonrisa. 

Read More

sábado, 28 de mayo de 2022

La importancia del tuteo (Humor)

Humor sano, humor del bueno, humor con gramática y humor inteligente, con el cual podemos aprovechar a entender cuál es la importancia del tuteo.
Encontré este chiste corto en Facebook y lo comparto con ustedes para traerles humor y cultura a este blog que cada vez toma más prestigio gracias a los cientos de visitas que recibimos día a día.... Ojalá compartan y esas cientos de visitas se vuelvan miles. TÚ, sí, TÚ, puedes ayudarme compartiendo en tus redes sociales! (Queda mucho mejor que decir "Usted puede ayudarme compartiendo en sus redes sociales")

La importancia del tuteo (Humor)

La importancia del tuteo (Humor)

¿Saben cuál es la diferencia que existe entre 'tú' y 'usted'?
Este ejemplo ilustrará muy bien la diferencia:
El director general de un banco se preocupaba por un joven director estrella que después de un periodo de trabajar junto a él, sin parar nunca, ni para almorzar, empieza a ausentarse al mediodía. Entonces, el director general del banco llama al detective privado del banco y le dice: 'Siga a López una semana entera no vaya a ser que ande en algo malo o sucio'.
El detective cumple con el cometido, vuelve e informa:
'López sale normalmente al mediodía, toma su coche, va a su casa a almorzar, luego le hace el amor a su mujer, se fuma uno de sus excelentes habanos y vuelve a trabajar'.
Responde el director:
'Ah, bueno, menos mal, no hay nada malo en todo eso'.
Luego, el detective pregunta:
'¿Puedo tutearlo, señor?'
Sorprendido, el director responde: 'Sí, cómo no.'
Entonces, el detective le dice: 'Te repito: López sale normalmente al mediodía, toma tu coche, va a tu casa a almorzar, le hace el amor a tu mujer, se fuma uno de tus excelentes habanos y vuelve a trabajar'
¡¡¡VIVA LA GRAMÁTICA!!! ¡¡¡VIVA EL HUMOR!!!
Read More

Relato erótico : la visita del compadre

Llegó el día de la visita del compadre, mandamos a los hijos a casa de la hermana de Gaby para atender bien al compadre. Llegó por la mañana temprano y se fue a su oficina a pasar los reportes a sus jefes, por la tarde llegó como a las siete con dos six de cerveza y una botella de tequila 7 Leguas que es el que me gusta.

Hola compadritos que gusto me da verlos, le daba un abrazote a Gaby con dos besos en sus mejillas, me da mucha pena darles la guerra de quedarme aquí y se los agradezco mucho. Estás en tu casa, Gaby traía una botana de Quesos con carnes frías, papitas, cacahuates las copas para el tequila y las cervezas. Mi esposa traía un vestido corto y pegado a su cuerpo, cuando se agachó a servir las copas el vestido subió los ojos de mi amigo se fueron directo a las nalgas.

Nos platicaba que están felices en Aguascalientes que en general les ha ido muy bien. ¿Cómo vas con Laura?… Muy bien gracias a los consejitos de Gaby se ha vuelto más sexy, ahora tiene una colección de micro ropa interior que me pone loco y fantaseamos bastante de tener sexo con otro, hasta le compré un consolador que lo usa deliciosamente, pero no ha ocurrido nada.

Las copas de tequila corrían rápidamente mientras platicábamos de todo, Gaby fue por más botanas agachándose a recoger los platos de la mesa de centro se fue a la cocina con un delicioso movimiento de nalgas, mi compadre no le perdía la vista y me comentó:

Que buena está tu mujer y que panocha tan rica tiene, ¿tú crees que me la quiera enseñar de nuevo?… Claro ¿Si tú estás de acuerdo?…

Si te doy chance de coger con mi esposa ¿tú me dejarías coger con Laura?… Claro que sí es una fantasía que tengo muy arraigada y deseo mucho ver, como otro tipo le mete la verga. Con la plática los dos la teníamos tiesa.

En eso Gaby llegó a la sala nos preguntó de qué platican: Nada que Rogelio me está pidiendo permiso para que le enseñas la panocha, yo le dije que por mí no hay problema si tú sé la quieres mostrar. Jejeje. Ay compadrito que vamos a hacer contigo siempre estás de cabrón, dime ¿qué quieres?… Que me la enseñes de nuevo comadrita desde ese día no paro de hacerme pajas a tu salud.

¿Te gustó?…

Mucho no la puedo borrar de mi mente mira como me tienes, nos mostraba un bultote en su pantalón, ¿me la enseñas como la otra vez?…

Si mi esposo quiere y te portas bien tal vez…

Compadre ¿verdad que estás de acuerdo?…

OK. Pero recuerda el pacto que tenemos…

Ayúdame a quitar el vestido, solo desabrocha los botoncitos. Le temblaban las manos a mi compadre y los desabrochó. Santo señor cuando le quitó el vestido traía un micro conjunto de lencería color negro, bailando nos retorcía las nalgas en las narices, Roque estaba paralizado viéndola con ojos de plato no parpadeaba. Mi esposa se agacha con las piernas rectas sacando su mini bikini negro de espaldas a mi amigo, dándole un show de sus hermosas nalgas y culo, Rogelio estaba perplejo no lo creía, le pidió a Gaby:

Ponte como la otra vez y me la enseñas, mi esposa caminó sensualmente se sentó en el sillón y subía sus piernas mostrando toda su rajita rosa encendida rozándose un dedo a todo lo largo, mi amigo se fue caminando a gatas al sillón donde estaba mi esposa, le exclamaba:

¡Qué hermosa la tienes!! Abre más tus piernas…

Metió su cabeza entre las piernas de mi mujer, le empezó a dar una mamada de antología, los ojos de mi esposa se le abrían como platos y se le cerraban con una gran calentura, le acariciaba la nuca de mi amigo y lo oprimía contra su panochita.

Mi esposa le preguntó con vos muy sexy, ¿No me vas a enseñar tu verga?… de inmediato se puso de pié y se arrancó la camisa y los pantalones con todo y calzones, va apareciendo un vergón enorme ¡El glande le llegaba a las rodillas!!

Mi esposa exclamó: ¡Roque que grande la tienes!!… eso no me va a entrar, mi esposa se la palpaba con sus manos y le hacía una paja muy lenta con toda su mano que le faltaba mucho para cerrar.

Mi compadre le desabrochaba el sujetador y aparecieron las preciosas tetas con los pezones rosas bien duros. Mi esposa se puso de pie estaba fundida en un beso de fuego, con el vergón entre sus piernas le sobresalía por atrás de las nalgas. Yo no daba crédito a lo que veía y solo pensaba como se va a coger a mi mujercita, con razón Laura tiene su panocha tan abierta. Uff… este cabrón me va a joder a mi señora. Gaby lo sentó en el sillón y le intento mamar esa barra súper dura y palpitante, en su boca apenas entraba la punta de su glande lo que si noté es que mi esposa le estaba poniendo bastante saliva. Mi mujer le dijo jadeando deja ver si me entra un poco, de plano se tuvo que subir al sillón para poner la punta del glande en su coñito pues si se hincaba era imposible meter ese monstruo que sobrepasaba la entrada de su coño, le advirtió al compadre no me lo vallas a empujar porque me lastimas, lo voy a intentar poco a poco.

Lentamente se fue dejando caer y hacía movimientos circulares en la punta y así moviendo sus hermosas nalgas de lado a lado le iba entrando esa tranca se mordía los labios, me decía Papi no me entra está muy vergudo, Rogelio se quedaba inmóvil mi mujer estaba ardiendo con mucho deseo de coger con Roque se pellizcaba los pezones, ¡Aaayy, aayy!! Que grande la tienes me estas abriendo toda, el glande ya había desaparecido en las entrañas de mi mujercita las manos de mi compadre le estrujaban las nalgas y se las abría para darle un pequeño empujoncito de verga que entró casi la mitad, Mi esposa se levantaba un poco para dejarse caer otra vez.

Gaby se puso como loca movía las nalgas como culebra, empezó a gritar: ¡Pinche cabrón estás feliz!!! ¡Hijo de la chingada te saliste con la tuya me metiste la vergota que tienes!!! Pero no me conoces lo puta que soy, me la ¡voy a meter toda!!! ¡Vas a ver cabrón como te voy a coger!! Le venían espasmos con un orgasmo tremendo ¡aagghh me estoy viniendo mucho!! Toma cabrón; se dejó caer en la tranca y tenía como tres cuartos dentro, yo lo veía a centímetros como lentamente en acto de putería extrema se la metía toda.

Con más confianza mi compadre le empezó a dar más rápido, mi mujer estaba como muñeca de trapo ensartada en ese mástil. Resoplando los dos, Gaby le intentaba morder con su perrito, Roque le gritaba; ¡estás muy apretada y tu coño me muerde ricooo!! ¡Aayy Gaby que me haces!!! Yo estaba tan absorto viendo la magnitud de la cogida que le estaba metiendo a mi esposa que ni siquiera me había quitado la ropa, me asomaba por todos lados viendo cómo la tenía hasta el fondo, se aferraban los labios de la vagina al tronco de Rogelio.

Total que mi mujer tenía toda la verga muy adentro, tenía orgasmos muy fuertes y continuos, las nalgas se le convulsionaban se besaban con lujuria, que cogida le estaba metiendo el cabrón de mi compadre, yo estaba molesto y arrepentido de permitir que se cogiera a mi mujer, ella estaba fuera de sí. Le pedía sácala toda y me la vuelves a meter, cuando salió esa verga de burro se le veía muy abierto y rojo el coño y se la volvió a encajar, Gaby lloraba de placer y le pedía ¡métela toda cabrón!! ¡Hijo de la chingada que vergota tienes!! ¡Me vas a partir hijo de puta!!! Para ese momento mi compadre le daba a toda velocidad un mete saca violento a mí me calentó mucho esa sacada de verga y la forma como entró.

Me llego el morbo a tope solo esperaba que le llenara de leche el coño a mi mujercita para entrar yo lo más rápido posible, no hay cosa más sabrosa que remover leche de un coño recién usado. Rogelio la tenía sostenida de las tetas y le pellizcaba los pezones, mi mujer normalmente no dice groserías, pero no sé por qué le soltaba todas las que se sabía al compadre. ¡Hhaagghh que rico me estás cogiendo cabrón!! ¡Me estoy viniendo mucho!! Mi compadre gritó: ¡Me voy a correr!! ¡Lléname de leche hijo de puta!!! Las nalgas se le movían a mi mujer como Hawaiana. ¡Aaayy que pinches lechazos tan calientes me estás aventando!!! Y se quedó unos minutos desmayada en el pecho de mi amigo.

Se empezó a levantar y cuando salió el glande de su panocha sonó ¡Ploop!! Mi esposa de inmediato adivinó mis deseos y se acostó en la alfombra y me llamó con los brazos. Ven mi amor cógeme suavecito porque estoy adolorida, se la empecé a meter y no la sentía… Estaba extremadamente abierta del coño, le comentaba al oído ¿te gustó coger con él? La tiene muy grande y al principio me lastimaba pero luego se sentía bien rica. Pobrecita de mi mujercita ese cabrón le lastimó su cosita. Jejeje.

Sentía la leche de Rogelio que me hacía cosquillas en la verga, poco a poco empecé a sentir el coño de Gaby como me apretaba la verga me mordía con su perrito. Uff que alivio sentí que el cabrón de Roque no me la hubiera jodido. Nos besábamos con lujuria Roque se acercó y se hincó a un lado de la cara de Gaby separamos nuestras bocas y le puso su vergota en los labios de mi esposa, ella obediente le corría su lengua por la tranca, a mí me molestaba pues la tenía demasiado cerca de mí boca.

Le empezó un súper orgasmo a mi esposa se movía riquísimo, tomaba con una mano la verga y le daba unos chupetes en la punta del glande y luego intentaba meterla en mi boca, yo me hacía para atrás, pero la sentí que varias veces hizo contacto con mis mejillas, Rogelio se estaba excitando y más le crecía la verga, yo le daba más rápido ella movía las nalgas de lado a lado mientras le daba unos sonoros chupetes al glande hasta que al fin lo pegó a mis labios, sentía el aroma de mi esposa en la verga de Roque en ese momento me empecé a venir a chorros de leche caliente mezclada con la de Rogelio.

Mi mujer nos dijo; ahora vuelvo y corrió al baño. Le veía la tranca a mi amigo le decía estas cabrón con esa verga de burro. Me confío hay muchas mujeres que cuando la ven no permiten que me las coja, no creas que es bueno tenerla tan grande. ¿Cuánto mide cuando está bien parada?… Doce pulgadas o sea como treinta centímetros pero la bronca es que también la tengo gorda como un poco más de dos pulgadas de diámetro. Me sentía un pigmeo junto a mi amigo. Fuimos por otras cervezas y servimos más tequila le comenté; me voy a poner los calzones pues me siento muy chiquito, tu sigue presumiendo tu garrote a mi mujer, es alucinante verla con todo eso adentro no me la vayas a dejar aguada cabrón, ni digas Gaby tiene un coño muy estrecho que sabe manejarlo como una profesional, que buena cogida me puso.

Perdón que te vea tanto tu verga pero es muy grande y no puedo dejar de verla, si la quieres tocar por mí no hay problema. No cómo crees si no soy puto, bueno a veces es por simple curiosidad. En eso salía mi esposa del baño totalmente desnuda se sentó entre los dos, nos comentaba; qué cogida me dieron parece que lo hice como cinco veces estoy un poco adolorida, pues ve todo lo que te metiste. Jajaja. Y eso que no la tiene parada, sentía que me llegaba hasta adentro y movía la matriz, perdón por todas las groserías que dije pero fueron de cariño para ti. La mano de mi esposa le movía el prepucio para arriba y para abajo, como me gustan las vergas con prepucio claro que te gustan, pues la mía tiene circuncisión. No Papi si sintieras que rico se les corre su pellejito te va a gustar mucho sentirlo como a mí.

Empecé a joder a mi compadrito; entonces me puedo coger a tu esposa ¿Verdad?…

Si compadre me gustaría ver como se la metes.

¿Qué tal se mueve?… ¿coge tan sabroso como Gaby?… ¿Mueve bien el culo?… ¿Sabe dar unas mamadas muy ricas?…

Con mis preguntas y la mano de mi esposa se le paró a tope su mástil, mi mujer se la jalaba con las dos manos, le subía el prepucio y cuando se la pelaba le daba una mamadota al glande, mi esposa me pidió trae el aceite rosa que tengo en mi buró, para ver si me entra más fácil. Fui por el aceite y mi esposa se lo aplicaba abundantemente, ¡Aayy que rico se siente el aceite!! ¡Como que da calor con frío! Como que te da más calor en el pito. Luego mi esposa se lo aplicaba en su coño. Rogelio le pedía a mi esposa ponte en cuatro te quiero coger de perrito.

Mi esposa se ponía como le indicaba mi compadre, yo me asomaba por todos lados para ver en primer plano como se la metía el cabrón de mi compadre, cuando le estaba entrando el glande le puso un nalgadón a mi mujercita que respingó hacia atrás, y empezó a jadear, Rogelio la agarraba de la cintura y se la metía de golpe, Mi esposa apoyó la cabeza en la alfombra tenía los ojos en blanco, jadeaba ¡aagghh no la saques!!! ¡Me vas a matar cabrón!!! En eso otra sonora nalgada le pellizcó una nalga con cada mano y se las abrió ¡Aayy hijo de la chingada que rico me coges!!! Las nalgas se le movían para todos lados, el cabrón de mi compadre le estaba metiendo una cogida monumental, le abría las nalgas y me enseñaba como se la encajaba hasta los huevos, se la sacaba y se la volvía a dejar caer.

Yo estaba súper caliente de ver a mi mujercita en acción con esa vergota al fondo de su coñito. Me recosté entre sus brazos poniendo mi pinga en su boca, me daba una mamada tremenda toda mi verga estaba en su boca, el glande traspasaba sus anguinas los empujones de nalgas que le daba mi amigo servían para que su boca corriera por toda mi verga. Uff… Rogelio le seguía dando de nalgadas y gritaba; ¡Pinche Gabriela que me haces en el pito!! ¡Se siente delicioso!! Alcanzaba a ver como movía de rápido las nalgas mi mujer, Rogelio le dio otra nalgada muy fuerte y gritaba: ¡Me voy a correr que ricas nalgas tienes y como las mueves!! Los dos se sacudían con un violento orgasmo, mi glande se rozaba con las anginas de mi esposa, cuando mi compadre se empezó a correr en el coño de mi esposa yo me corría en su garganta.

Cuando Roque se la sacó mi esposa rodó a un lado y se quedó descansando boca arriba, de inmediato mi compadre se recostó sobre ella y la empezó a alabar, que rico coges Gaby, te juro que eres la mejor mujer que me he cogido, tienes una panocha deliciosa muy apretada con un sabor delicioso, le besaba la boca profundamente, las lenguas de los dos se trenzaban, mientras que su mano jugaba con los pezones de mí mujer.

Ya era tarde y estábamos cansados, llevé los trastos sucios a la cocina le comenté a mi esposa vamos a dormir. Empezó mi compadre ¿me puedo dormir con ustedes?… Tienen una camota King.

Pregúntale a mi esposa. ¿Vedad que sí Gaby?… me quiero dormir contigo.

Sí me prometes que no me vas a dar de nalgadas ni pellizcos…

Prometido vamos a tu cama y se subieron las escaleras, cuando llegué a la recámara Gaby salía del baño con un cortito Baby doll negro totalmente transparente, mi compadre protestaba por que tenía un mini bikini negro quítate los calzoncitos para que estés más cómoda. Que lata das pues entonces quítamelos y déjame dormir.

Un rato después se estaban besando con mucha pasión, la tranca de Rogelio estaba entre las piernas de mi mujer, los dos se movían muy suavemente masturbando a mi esposa con el vergón que le rozaba la rajita. Un buen tramo sobresalía por atrás de las nalgas de Gaby, sin que se dieran cuenta le corría el prepucio a la verga de mi amigo. Uff… Que morbo se sentía riquísimo cómo le corría el pellejito por su glande, que razón tiene Gaby. Me estaba dando una calentadota tremenda cuando empecé a sentir como se le ponía de dura.

Puso a mi esposa boca arriba y le intentaba clavar ese mástil en su coñito, se besaban con locura las nalgas de mi esposa se movían lentamente de lado a lado, mi esposa jadeaba en voz baja, ¡que ricooo me está entrando!! Así suavecito, ¡que vergota tienes cabrón!! Me llega hasta la matriz ¡aaahhgghh!! Para ese momento Mi compadre le estaba dando a toda velocidad, La cabeza de mi mujer se movía sin control, se le tensaban las piernas y tenía un orgasmo muy largo ¡Me vas a matar hijo de la chingada!! Seguía mi esposa acalambrada con el orgasmo tan tremendo que tenía, Rogelio empezó a bufar llenando de leche las entrañas de mi mujercita. Al fin se durmieron.

Nos levantamos muy temprano, mi esposa se fue a preparar el desayuno, mientras nos arreglábamos para ir a trabajar, durante el desayuno Rogelio nos daba las gracias por la noche inolvidable que pasó. Gaby le comento que le contara a su esposa lo que pasó.

No comadrita como crees si le cuento me manda a la chingada.

Si quieres tener un buen matrimonio debes de confiar en tu esposa.

Si lo que tú me digas, pero no le puedo decir que te cogí, ella te quiere mucho, pero nos manda a la chingada a los dos.

¿Piensas que cogimos por tu hermosa cara?… No señor, Laura me lo pidió pues sabe que somos un matrimonio abierto.

¿Cómo Laura te lo pidió?…

Sí señor, para que no anduvieras de pito loco por estos lugares, así que cuéntale todo lo que pasó…

Me dejan pendejo, Laura lo hizo para que me cuidaran. Uff… Que buena mujer tengo. Y ya que tengo permiso, ¿nos podríamos echar un rapidín?… Vete a la chingada compadre cabrón, si no puedo ni caminar de lo rozada que estoy.

Rogelio soltaba unas carcajadas, me dio un abrazo muy fuerte me dio las gracias por “todo”, recuerda que Laura te espera con las piernas abiertas. Jajaja. Nos vemos Gaby muchas gracias por todo, le daba un abrazo y un beso en la boca con un agarrón de nalgas y una sonora nalgada y se fue.

Relato erótico : la visita del compadre
Read More

sábado, 2 de abril de 2022

Hans Christian Andersen

El 2 de Abril de 1805, en Odense, Dinamarca, nacía un hombre que modeló las fantasías de varias generaciones de niños, ese día llegaba al mundo Hans Christian Andersen

Hans Christian Andersen

Hans Christian Andersen

Hans tuvo una infancia tortuosa, debido a que su madre era una lavandera alcohólica que se desentendió de su crianza y su padre un zapatero instruido pero enfermizo y con trastornos psíquicos que no pudo compensar la desidia materna. Sus primeros años transcurrieron en la mas absoluta miseria, solía mendigar y dormir bajo puentes o en plazas, para soportar la realidad Hans solía refugiarse en la fantasía, pese a haber ido muy poco a la escuela, sabía leer y encontró allí el material que necesitaba para alimentar su imaginación. En la adolescencia intentó relacionarse con las artes pero fracasó en sus intentos de ser cantante de ópera, bailarín y actor. Un breve poema que había escrito sin pretensiones de ser publicado llamado "El niño dormido" llegó fortuitamente a las manos del editor de la revista literaria "Kjøbenhavns flyvende Post" quien fascinado la publicó abriendo una inesperada puerta en la vida de Andersen. Su trabajo comenzó a ser viajar y escribir sus impresiones, estas llegaron a manos del Rey quien encantado decidió financiarle viajes prolongados a destinos más exóticos. Sus escritos se diversificaron, novelas, obras de teatro, relatos cortos y por fin en 1835, sus cuentos infantiles "Historias de aventuras para niños". Además de su escaso éxito de ventas, Andersen no se sentía feliz escribiendo cuentos de hadas y aventuras en mundos de fantasía, sin embargo se dio cuenta que era lo que mejor hacía, por ello no se hicieron esperar una segunda edición en 1838 y finalmente en 1843 sus imperdibles "Cuentos nuevos". De su mente y sus manos nacieron historias como "El patito feo", "El traje nuevo del emperador", "El soldadito de plomo", "El ruiseñor", "La sirenita", "Pulgarcita", "El yesquero", "El ave Fénix", y "La princesa y el guisante". Sus cuentos y relatos fueron traducidos a 80 idiomas e inspirado a creadores de obras de teatro, ballets, películas, dibujos animados y pinturas. En 1872 Anderson sufrió un tonto accidente doméstico que le provocó heridas de las que nunca se recuperó, deprimido y casi postrado murió en Copenhague el 4 de Agosto de 1875.

Read More

viernes, 18 de marzo de 2022

Jorge Arvizu "El Tata", entrañable actor de doblaje y comediante mexicano

8.º Aniversario Luctuoso de Jorge Arvizu "El Tata", entrañable actor de doblaje y comediante mexicano.

Jorge Arvizu "El Tata", entrañable actor de doblaje y comediante mexicano

Jorge Arvizu "El Tata", entrañable actor de doblaje y comediante mexicano

UN DÍA COMO HOY, 18 de marzo pero de 2014, falleció en la Ciudad de México, Jorge Isaac Arvizu Martínez. Había nacido en Celaya, Guanajuato, el 23 de julio de 1932.

Fue un actor de cine, televisión y de doblaje mexicano. Se ganó su mote de "El Tata" a finales de la década de 1970, cuando apareció con un personaje en La Criada Bien Criada, donde interpretaba a un anciano, vecino de la protagonista, María Victoria, retomándolo posteriormente en La carabina de Ambrosio y en el programa Mis Huéspedes.

Se distinguió por su labor de doblaje desde las décadas de 1950 y 1960, realizando todo tipo de voces en dibujos animados y series para televisión, además de ser actor cómico, productor y escritor de teatro, cine y televisión.

Su talento es reconocido en los países latinoamericanos donde se conoce su trabajo, principalmente en el ramo del doblaje donde prestó su voz a personajes entrañables como: Súper Ratón, Las Urracas Parlanchinas, varios de las series Merrie Melodies y Looney Tunes, de Warner Brothers con personajes como Bugs Bunny y el Pato Lucas.

También interpretó a Popeye el Marino, Pedro Picapiedra, El Pájaro Loco, el Gato Félix, Mr. Magoo y personajes de la serie Don Gato y su Pandilla, como Benito Bodoque y Cucho.

Además en decenas de otras caricaturas realizadas por Hanna-Barbera incluyendo Los Supersónicos, Los 4 Fantásticos. Scooby-Doo, así como las voces de Ringo Starr y George Harrison en la serie animada de Los Beatles.

Además prestó su voz para las versiones en español de series de televisión, como Maxwell Smart en El Superagente 86, el Tío Lucas en Los Locos Adams, y la voz del robot en Perdidos en el espacio, solo por mencionar una minima parte de su trabajo.

Jorge Arvizu Falleció a los 81 años de edad, debido a una insuficiencia cardíaca. Fue cremado y sus cenizas trasladadas al estado de Guerrero. "Su última voluntad fue ser cremado y después, será llevado a su amado Acapulco. Allí vamos a esparcir sus cenizas", dijo su hija Karina Arvizu.

Descanse en paz el dueño de las voces entrañables que dieron tantos momentos felices a varias generaciones.

Gracias don Jorge, a nombre de todos esos niños y niñas que en su momento no le conocimos, pero que ahora ya hombres y mujeres, le recordamos con agradecimiento y cariño.

Read More

miércoles, 16 de febrero de 2022

Julio Cortázar - La caricia más profunda

Julio Cortázar - La caricia más profunda

En su casa no le decían nada, pero cada vez le extrañaba más que no se hubiesen dado cuenta. Al principio podía pasar inadvertido y él mismo pensaba que la alucinación o lo que fuera no iba a durar mucho; pero ahora que ya caminaba metido en la tierra hasta los codos no podía ser que sus padres y sus hermanas no lo vieran y tomaran alguna decisión. Cierto que hasta entonces no había tenido la menor dificultad para moverse, y aunque eso parecía lo más extraño de todo, en el fondo lo que a él lo dejaba pensativo era que sus padres y sus hermanas no se dieran cuenta de que andaba por todos lados metido hasta los codos en la tierra.

Monótono que, como casi siempre, las cosas sucedieran progresivamente, de menos a más. Un día había tenido la impresión de que al cruzar el patio iba llevándose algo por delante, como quien empuja unos algodones. Al mirar con atención descubrió que los cordones de los zapatos sobresalían apenas del nivel de las baldosas. Se quedó tan asombrado que no pudo ni hablar ni decírselo a nadie, temeroso de hundirse bruscamente del todo, preguntándose si a lo mejor el patio se habría ablandado a fuerza de lavarlo, porque su madre lo lavaba todas las mañanas y a veces hasta por la tarde. Después se animó a sacar un pie y a dar cautelosamente un paso; todo anduvo bien, salvo que el zapato volvió a meterse en las baldosas hasta el moño de los cordones. Dio varios pasos más y al final se encogió de hombros y fue hasta la esquina a comprar La Razón porque quería leer la crónica de una película.

En general, evitaba la exageración, y quizás al final hubiera podido acostumbrarse a caminar así, pero unos días después dejó de ver los cordones de los zapatos, y un domingo ni siquiera descubrió la bocamanga de los pantalones. A partir de entonces, la única manera de cambiarse de zapatos y de medias consistió en sentarse en una silla y levantar la pierna hasta apoyar el pie en otra silla o en el borde de la cama. Así conseguía lavarse y cambiarse, pero apenas se ponía de pie volvía a enterrarse hasta los tobillos y de esa manera andaba por todas partes, incluso en las escaleras de la oficina y los andenes de la estación Retiro. Ya en esos primeros tiempos no se animaba a preguntarle a su familia, y ni siquiera a un desconocido de la calle, si le notaban alguna cosa rara; a nadie le gusta que lo miren furtivamente y después piensen que está loco. Parecía obvio que sólo él notaba cómo se iba hundiendo cada vez más, pero lo insoportable (y por eso mismo lo más difícil de decirle a otro) era admitir que hubiera más testigos de esa lenta sumersión. Las primeras horas en que había podido analizar despacio lo que le estaba sucediendo, a salvo en su cama, las dedicó a asombrarse de esa inconcebible alienación frente a su madre, su novia y sus hermanas. Su novia, por ejemplo, ¿cómo no se daba cuenta por la presión de su mano en el codo que él tenía varios centímetros menos de estatura? Ahora estaba obligado a empinarse para besarla cuando se despedían en una esquina, y en ese momento en que sus pies se enderezaban sentía palpablemente que se hundía un poco más, que resbalaba más fácilmente hacia lo hondo, y por eso la besaba lo menos posible y se despedía con una frase amable y liviana que la desconcertaba un poco; acabó por admitir que su novia debía ser muy tonta para no quedarse de una pieza y protestar por ese frívolo tratamiento. En cuanto a sus hermanas, que nunca lo habían querido, tenían una oportunidad única para humillarlo ahora que apenas les llegaba al hombro, y sin embargo seguían tratándolo con esa irónica amabilidad que siempre habían creído tan espiritual. Nunca pensó demasiado en la ceguera de sus padres porque de alguna manera siempre habían estado ciegos para con sus hijos, pero el resto de la familia, los colegas, Buenos Aires, seguían ahí y lo veían. Pensó lógicamente que todo era ilógico, y la consecuencia rigurosa fue una chapa de bronce en la calle Serrano y un médico que le examinó las piernas y la lengua, lo xilofonó con su martillito de goma y le hizo una broma sobre unos pelos que tenía en la espalda. En la camilla todo era normal, pero el problema recomenzaba al bajarse; se lo dijo, se lo repitió. Como si condescendiera, el médico se agachó para palparle los tobillos bajo tierra; el piso de parquet debía ser transparente e intangible para él porque no sólo le exploró los tendones y las articulaciones sino que hasta le hizo cosquillas en el empeine. Le pidió que se acostara otra vez en la camilla y le auscultó el corazón y los pulmones; era un médico caro y desde luego empleó concienzudamente una buena media hora antes de darle una receta con calmantes y el consabido consejo de cambiar de aire por un tiempo. También le cambió un billete de diez mil pesos por seis de mil.

Después de cosas así no le quedaba otro camino que seguir aguantándose, ir al trabajo todas las mañanas y empinarse desesperadamente para alcanzar los labios de su novia y el sombrero en la percha de la oficina. Dos semanas más tarde ya estaba metido en la tierra hasta las rodillas, y una mañana, al bajarse de la cama, sintió de nuevo como si estuviera empujando suavemente unos algodones, pero ahora los empujaba con las manos y se dio cuenta de que la tierra le llegaba hasta la mitad de los muslos. Ni siquiera entonces pudo notar nada raro en la cara de sus padres o de sus hermanas, aunque hacía tiempo que los observaba para sorprenderles en plena hipocresía. Una vez le había parecido que una de sus hermanas se agachaba un poco para devolverle el frío beso en la mejilla que cambiaban al levantarse, y sospechó que habían descubierto la verdad y que disimulaban. No era así; tuvo que seguir empinándose cada vez más hasta el día en que la tierra le llegó a las rodillas, y entonces dijo algo sobre la tontería de esos saludos bucales que no pasaban de reminiscencias de salvajes, y se limitó a los buenos días acompañados de una sonrisa. Con su novia hizo algo peor, consiguió arrastrarla a un hotel y allí, después de ganar en veinte minutos una batalla contra dos mil años de virtud, la besó interminablemente hasta el momento de volver a vestirse; la fórmula era perfecta y ella no pareció reparar en que él se mantenía distante en los intervalos. Renunció al sombrero para no tener que colgarlo en la percha de la oficina; fue hallando una solución para cada problema, modificándolas a medida que seguía hundiéndose en la tierra, pero cuando le llegó a los codos sintió que había agotado sus recursos y que de alguna manera sería necesario pedir auxilio a alguien.

Llevaba ya una semana en cama fingiendo una gripe; había conseguido que su madre se ocupara todo el tiempo de él y que sus hermanas le instalaran el televisor a los pies de la cama. El cuarto de baño estaba al lado, pero por las dudas sólo se levantaba cuando no había nadie cerca; después de esos días en que la cama, balsa de náufragos, lo mantenía enteramente a flote, le hubiera resultado más inconcebible que nunca ver entrar a su padre y que no se diera cuenta de que apenas le asomaba el tronco del piso y que para llegar al vaso donde se ponían los cepillos de los dientes tenía que encaramarse al bidé o al inodoro. Por eso se quedaba en cama cuando sabía que iba a entrar alguien, y desde ahí telefoneaba a su novia para tranquilizarla. Imaginaba de a ratos, como en una ilusión infantil, un sistema de camas comunicantes que le permitieran pasar de la suya a esa otra donde lo esperaría su novia y de ahí a una cama en la oficina y otra en el cine y en el café, un puente de camas por encima de la tierra de Buenos Aires. Nunca se hundiría del todo en esa tierra mientras con ayuda de las manos pudiera treparse a una cama y simular una bronquitis.

Esa noche tuvo una pesadilla y se despertó gritando con la boca llena de tierra; no era tierra, apenas saliva y mal gusto y espanto. En la oscuridad pensó que si se quedaba en la cama podría seguir creyendo que eso no había sido más que una pesadilla, pero que bastaría ceder por un solo segundo a la sospecha de que en plena noche se había levantado para ir al baño y se había hundido hasta el cuello en el piso, para que ni siquiera la cama pudiera protegerlo de lo que iba a venir. Se convenció poco a poco de que había soñado porque en realidad era así, había soñado que se levantaba en la oscuridad, y sin embargo cuando tuvo que ir al baño esperó a estar solo y se pasó a una silla, de la silla a un taburete, desde el taburete adelantó la silla, y así alternando llegó al baño y se volvió a la cama; daba por supuesto que cuando se olvidara de la pesadilla podría levantarse otra vez, y que hundirse tan sólo hasta la cintura sería casi agradable por comparación con lo que acababa de soñar.

Al día siguiente se vio obligado a hacer la prueba porque no podía seguir faltando a la oficina. Desde luego el sueño había sido una exageración puesto que en ningún momento le entró tierra en la boca, el contacto no pasaba de la misma sensación algodonosa del comienzo y el único cambio importante lo percibían sus ojos casi al nivel del piso: descubrió a muy corta distancia una escupidera, sus zapatillas rojas y una pequeña cucaracha que lo observaba con una atención que jamás le habían dedicado sus hermanas o su novia. Lavarse los dientes, afeitarse, fueron operaciones arduas porque el solo hecho de alcanzar el borde del bidé y trepar a fuerza de brazos lo dejó extenuado. En su casa el desayuno se tomaba colectivamente, pero por suerte su silla tenía dos barrotes que le sirvieron de apoyo para encaramarse lo más rápidamente posible. Sus hermanas leían Clarín con la atención propia de todo lector de tan patriótico matutino, pero su madre lo miró un momento y lo encontró un poco pálido por los días de cama y la falta de aire puro. Su padre le dijo que era la misma de siempre y que lo echaba a perder con sus mimos; todo el mundo estaba de buen humor porque el nuevo gobierno que tenían ese mes había anunciado aumentos de sueldos y reajustes de las jubilaciones. “Cómprate un traje nuevo —le aconsejó la madre—, total podés renovar el crédito ahora que van a aumentar los sueldos.” Sus hermanas ya habían decidido cambiar la heladera y el televisor; se fijó en que había dos mermeladas diferentes en la mesa. Se iba distrayendo con esas noticias y esas observaciones, y cuando todos se levantaron para ir a sus empleos él estaba todavía en la etapa anterior a la pesadilla, acostumbrado a hundirse solamente hasta la cintura; de golpe vio muy de cerca los zapatos de su padre que pasaban rozándole la cabeza y salían al patio. Se refugió debajo de la mesa para evitar las sandalias de una de sus hermanas que levantaba el mantel, y trató de serenarse. “¿Se te cayó algo?”, le preguntó su madre. “Los cigarrillos”, dijo él, alejándose lo más posible de las sandalias y las zapatillas que seguían dando vueltas alrededor de la mesa. En el patio había hormigas, hojas de malvón y un pedazo de vidrio que estuvo a punto de cortarle la mejilla; se volvió rápidamente a su cuarto y se trepó a la cama justo cuando sonaba el teléfono. Era su novia que preguntaba si seguía bien y si se encontrarían esa tarde. Estaba tan perturbado que no pudo ordenar sus ideas a tiempo y cuando acordó ya la había citado a las seis en la esquina de siempre, para ir al cine o al hotel según les pareciera en el momento. Se tapó la cabeza con la almohada y se durmió; ni siquiera él se escuchó llorar en sueños.

A las seis menos cuarto se vistió sentado al borde de la cama, y aprovechando que no había nadie a la vista cruzó el patio lo más lejos posible de donde dormía el gato. Cuando estuvo en la calle le costó hacerse a la idea de que los innumerables pares de zapatos que le pasaban a la altura de los ojos no iban a golpearlo y a pisotearlo, puesto que para los dueños de esos zapatos él no parecía estar allí donde estaba; por eso las primeras cuadras fueron un zigzag permanente, un esquive de zapatos de mujer, los más peligrosos por las puntas y los tacos; después se dio cuenta de que podía caminar sin preocuparse tanto, y llegó a la esquina antes que su novia. Le dolía el cuello de tanto alzar la cabeza para distinguir algo más que los zapatos de los transeúntes, y al final el dolor se convirtió en un calambre tan agudo que tuvo que renunciar. Por suerte conocía bien los diferentes zapatos y sandalias de su novia, porque entre otras cosas la había ayudado muchas veces a quitárselos, de modo que cuando vio venir los zapatos verdes no tuvo más que sonreír y escuchar atentamente lo que fuera ella a decirle para responder a su vez con la mayor naturalidad posible. Pero su novia no decía nada esa tarde, cosa bien extraña en ella; los zapatos verdes se habían inmovilizado a medio metro de sus ojos y aunque no sabía por qué tuvo la impresión de que su novia estaba como esperando; en todo caso el zapato derecho se había movido un poco hacia adentro mientras el otro sostenía el peso del cuerpo; después hubo un cambio, el zapato derecho se abrió hacia afuera mientras el izquierdo se afirmaba en el suelo. “Qué calor ha hecho todo el día”, dijo él para abrir la conversación. Su novia no le contestó, y quizá por eso sólo en ese momento, mientras esperaba una respuesta trivial como su frase, se dio cuenta del silencio. Todo el bullicio de la calle, de los tacos golpeando en las baldosas hasta un segundo antes: de golpe nada. Se quedó esperando un poco y los zapatos verdes avanzaron levemente y volvieron a inmovilizarse; las suelas estaban ligeramente gastadas, su pobre novia tenía un empleo mal remunerado. Enternecido, queriendo hacer algo que le probaba su cariño, rascó con dos dedos la suela más estropeada, la del zapato izquierdo; su novia no se movió, como si siguiera esperando absurdamente su llegada. Debía ser el silencio que le daba la impresión de estirar el tiempo, de volverlo interminable, y a la vez el cansancio de sus ojos tan pegados a las cosas iba como alejando las imágenes. Con un dolor insoportable pudo todavía alzar la cabeza para buscar el rostro de su novia, pero sólo vio las suelas de los zapatos a tal distancia que ya ni siquiera se notaban las imperfecciones. Estiró un brazo y luego el otro, tratando de acariciar esas suelas que tanto decían de la existencia de su pobre novia; con la mano izquierda alcanzó a rozarlas; pero ya la derecha no llegaba, y después ninguna de las dos. Y ella, por supuesto, seguía esperando.

Julio Cortázar - La caricia más profunda

Read More

¿Quién fue Mr Crowley?

Mr Crowley fue uno de los más famosos ocultistas de época contemporánea. Recibió apodos como “La Bestia” o “el Hombre más malvado del mundo” al escandalizar con sus obras y actuaciones a la rígida sociedad victoriana del Reino Unido donde se crió. Hoy en día para muchos es un genial mago, para otros un monstruo abominable que invocaba al diablo y cometía actos terribles. En mi opinión es el creador del ocultismo moderno, un ocultismo que amalgama cultos antiguos, sociedades secretas y satanismo, el “ocultismo-espectáculo” en definitiva. Crowley es además una referencia e inspiración para muchos grupos de música como Led Zeppelín y Black Sabatth, incluso sale en la portada del “Sgt. Peppers” de The Beatles, grupo al que también influirá su obra.

Edward Alexander Crowley nació el 12 de Octubre de 1875 en Leamington, Spa, Warwickshire, Inglaterra. Su padre era un empresario cervecero que un buen día vendió su cervecería e ingresó junto a su mujer en la estricta secta puritana de los Hermanos Elegidos de Plymouth, donó todo su dinero a la secta y se convirtió en predicador. Así pues el joven Edward se crió en un ambiente tremendamente estricto y represivo, el “hijo del predicador” apenas veía a su padre y su madre lo desatendía frecuentemente, más preocupada de los asuntos de la fe que de su hijo, al que ella apodaba “la bestia” porque pensaba que su hijo estaba marcado con la marca del diablo, el famoso “666”. Está educación hizo que el joven Edward, muy inteligente y curioso, se rebelara contra cualquier clase de religión o culto y tratará de llamar la atención cometiendo terribles travesuras como quemar un gato en el horno o crucificar una rana.

La vida de Crowley cambiará tras la muerte de su padre en 1886. Su tío le asignará un tutor para su educación, su tutor; Archibal Douglas, era todo un vividor tras su apariencia de hombre serio y formal y realmente fue decisivo en la educación de Crowley, el cual pasó de una vida regida por la religión a una vida dedicada al vicio y al desenfreno, con sexo, drogas, apuestas en carreras de caballo…y todo lo que el dinero pudiera comprar. A los dieciséis años estuvo de vacaciones en Escocia y se aficionó al montañismo, afición que le acompañará desde entonces y a la que sumarán otras como el ajedrez y la poesía. En 1894 se inscribió en Cambridge para estudiar filosofía ética. Su contacto con la poesía fructificará y publicará su primer libro de poesía en 1898, titulado “Aceldama”. Crowley escribirá una poesía oscura, descarnada, que intenta provocar la repulsa de la sociedad de la época. Crowley intentará escandalizar con su obra y ser expulsado de Cambridge, como otros grandes poetas de la época, pero al no lograrlo decidirá irse él por su cuenta.

Después de acabar sus estudios universitarios, Crowley tuvo una crisis espiritual, no creía en nada y necesitaba darle un sentido a la vida, algo que respondiese a sus preguntas. Crowley cambió su nombre por el de Aleister, para que sumara 666 según la numerología hebrea y además se hizo pasar por hacendado escocés, ya que el nombre de Aleister es escocés. Su constante búsqueda de un sentido de la vida cambió un noche en que según él descubrió que tenia “poderes mágicos”, este descubrimiento le llevó a leer libros como “Invocaciones y magia negra”, y “La Cábala” para buscar la ciencia detrás de la magia, hasta finalmente ingresar en 1898 en la orden ocultista-masónica del Golden Dawn o “Atardecer Dorado”, una orden dedicada a estudiar la Cábala judía para comunicarse con “el ser supremo” y en la que habían militado algunos escritores de prestigio. Crowley ascendió rápidamente en la orden, pero no contento con el pensamiento de la orden desarrolló el suyo propio y trató de atraer a él a los otros miembros. Pero el apartarse de la ortodoxia de la orden provocó la escisión de la misma ente partidarios y detractores de Crowley.

Tras sus andanzas en la Golden Dawn, Crowley decidió en 1902 partir junto a la expedición de su amigo Oscar Eckenstein hacia el K-2, buscando escalar el pico y hacer historia. Aunque no llegaron a la cima, culminaron 6600 metros, todo un record que no fue superado hasta 1938.

Pero el hecho fundamental en la vida de Crowley será su viaje de novios a Francia, Ceilán y Egipto, tras casarse con la joven viuda Rose en agosto de 1903, hermana de un amigo suyo y compañeros de estudios llamado Gerald Kelly. En Egipto su mujer, que no creía en el ocultismo ni en la magia, tuvo un ataque y entró en trance y mientras visitaban el museo del Cairo llevó a Crowley hasta una exposición que mostraba una rara estela egipcia, la estela de un sacerdote egipcio llamado Ankh-af-na-Khonsu, que en la numeración de la exposición tenía el número 666. Durante los primeros días de la semana su esposa entró en trance y un demonio habló a Crowley a través de ella (según lo cuenta Crowley). Este demonio dictó a Crowley el “Liber Al Vel Legis” o “Libro de la Ley”, un libro que recoge la doctrina revelada por el demonio. Crowley llegó a creerse la reencarnación del sacerdote egipcio Ankh-af-na-Khonsu y que el “libro de la Ley” era la nueva Biblia de la nueva era de la historia humana que había empezado con el siglo XX. Creía que la era de Jesús al que identifica con Osiris; el dios muerto y resucitado había terminado y que un nuevo dios, el “niño conquistador y coronado” le había sustituido. El nuevo dios se manifestaba de dos formas, una buena y una malvada, que Crowley identifica con Horus y Set. El libro de Crowley es un libro breve, la haber sido escrito en tres días, y además es muy sencillo, solo tiene una ley “la ley de Thelema” que significa haz lo que quieras, es decir cumple tu propia voluntad, somete el amor a tu voluntad. La doctrina de Crowley concibe a los seres humanos como pequeñas estrellas, cada una con su orbita y sometidas a las mismas leyes y ecuaciones de movimiento, su concepto del bien y del mal se basa en que “ningún acto es virtuoso en si mismo, si no hace referencia a la voluntad verdadera de la persona que se propone desarrollarlo. Esta es la doctrina de la Relatividad aplicada a la esfera de la moral”, según su palabras. Toda la doctrina de Crowley estará influida por los antiguos cultos africanos y egipcios, Crowley reivindica una vuelta del ser humano a sus origines animales, entendiendo estos orígenes como divinos, siendo las formas mas puras y primitivas de energías cósmicas o “dioses” de procedencia “extraterrestre”. También considera que para equilibrarse y conocerse de verdad el hombre debe invocar a su contrario, la Bestia, el mal en estado puro.

Tras todo esto Crowley se dedicará a fundar su propia religión, y a escribir sus teorías en numerosas revistas y publicaciones como “The Equinox” para dar a conocer su religión de Thelema. En lo personal tuvo una hija que por desgracia falleció a los dos años. Tras esta desgracia se separó de Rose para dedicarse a una vida macada por las drogas y el desenfreno sexual. También fundará su propia orden, la “A.A”

En 1913 enfermará de Bronquitis y empezará a consumir opio y hachis, al año siguiente estallará la Primera Guerra Mundial, y Crowley se dedicará a hacer propaganda pro-alemana contratado por los alemanes. También se hará pasar por independentista irlandés y organizará actos de protesta contra el gobierno. Además entrará en contacto con un grupo ocultista llamado “Ordo Templis Orientis”, liderado por Theodor Reuss, para el cual escribió un ritual llamado la “Misa Gnóstica”. Los constantes juegos de rol de Crowley durante la guerra, en los que encarnaba a un agente alemán, un independista irlandés o un agente doble británico pudieron haberle costado la vida al finalizar la contienda, ya habían sido fusilados por traidores algunos civiles que habían hecho menos meritos que Crowley. No obstante su amigo Gerald Kelly, miembro de la inteligencia naval británica le pudo salvar la piel. En 1920, Crowley cambió el opio por la heroína para combatir su enfermedad, la heroína estaba prohibida en numerosos países, así que Crowley tuvo que hacer las maletas y mudarse a otro país, donde pretendía fundar de paso una sociedad utópica basadas en sus enseñanzas y en el “libro de la ley”.Crowley se trasladará a Italia de y se establecerá en el norte de Sicilia, donde fundará la “Abadía de Thelema”.Crowley como líder de su comunidad usaría el pseudónimo de “Master Therion”. Pronto la abadía se haría famosa por sus orgías continuas de sexo y drogas, incluso se acusó a Crowley de realizar sacrificios humanos, tras la misteriosa desaparición de uno de los visitantes de la abadía. Todas las andanzas de Crowley en su abadía generaran ríos de tinta por parte de los diarios sensacionalistas británicos, los cuales generarán calificativos para Crowley como:”La Bestia”, “El hombre mas malvado del mundo” y otros muchos del mismo tipo. Pero finalmente Crowley fue expulsado de la isla por el régimen de Mussolini, decidió a acabar con las sociedades ocultistas y con la mafia de sicilia.

Y aunque intentó repetir el experimento de la abadía en otras partes del mundo como Túnez, ya no pudo lograr gran cosa, su estrella estaba en declive. Durante la guerra civil española y fiel a su forma de ser contradictoria, Crowley apoyó al bando republicano. Curiosamente al mismo tiempo apoyaba la ascensión de Hitler y el partido nazi, Crowley pensaba que Hitler era el “señor de la guerra” de la década de los 40 que le había sido revelado en “El libro de la Ley”. Curiosamente acertó, pues en 1939 estallaba la Segunda Guerra Mundial.

Crowley pasaría sus últimos años viviendo junto a un cementerio en Inglaterra, totalmente enganchado a la heroína. Tras las numerosas relaciones que mantuvo con mujeres y hombres, pues era de marcado carácter bisexual, morirá solo, el 1de Diciembre de 1947.Sus últimas palabras serán según la enfermera que le acompaño: “a veces me odio a mi mismo”. Tras su muerte su entierro causó un revuelo en la prensa británica, que lo calificó de autentica misa negra.

Para muchos Crowley fue un genial mago y hoy en día existen numerosas sociedades dedicadas al ocultismo y al satanismo que siguen sus enseñanzas. Para otros era un farsante tremendo y un loco malvado. A mi simplemente me parece un hombre inteligente que no creía en nada, que siempre buscaba una respuesta a la vida y al no encontrarla se refugiaba en el sexo desenfrenado y las drogas. Un hombre al que le gustaba interpretar cualquier papel que escandalizara a la sociedad, el problema es que le tomaban en serio, cuando él se tomaba todo a broma. El único demonio que conoció Crowley fue el demonio de la droga, que le poseyó la mayor parte de su vida y acabó con él. Seguramente Crowley hubiera escogido pasar a la posteridad como poeta y escritor en vez de cómo mago, pues de los muchos papeles que encarnó en su vida el que más en serio se tomó fue el de escritor. Su obra y su persona fueron una constante fuente de influencia para grandes músicos y artistas, que quizás vieron en él a un autentico filosofo detrás de la mascara de payaso. Quizás el mejor resumen de su vida sea la canción “Mr Crowley” de Ozzy Osbourne.

¿Quién fue Mr Crowley?

Aleister Crowley, 1875-1947

Read More

lunes, 7 de febrero de 2022

Cazador de esclavistas

Conoce a Benedito Meia-Légua, quien persiguió a los esclavistas años antes de la abolición.

Su nombre original era Benedito Caravelas y vivió hasta 1885, líder nato y muy viajado, sabía mucho del noreste de su país natal Brasil, Sus andanzas le habían valido el apodo de "Media Legua". Siempre llevaba consigo una pequeña imagen de San Benito, que más tarde adquirió un significado "mágico". 

Reunió grupos de insurgentes negros y aterrorizó a los granjeros de la región, invadiendo los barrios de esclavos, liberando a otros negros, saqueando y causando daños reales.

Se dice que era un estratega atrevido y creativo, creando pequeños grupos para evitar grandes capturas y atacando diferentes fincas simultáneamente. La genialidad del plan era que el líder de cada grupo se vistiera exactamente igual que él.

Siempre que uno tenía la desgracia de ser apresado, Benedito reaparecía en otras rebeliones. Los granjeros llegaron a creer que era Inmortal. Y siempre que había noticias de rebelión de esclavos, se hacía la pregunta "¿Pero es Benedito?"

El mito ganó fuerza después de una captura dramática. Benedito llegó a São Mateus Provincia de El estado de El Salvador, en el mismo Brasil, fue atado por el cuello y arrastrado por la selva, por un capitán del ejército, quien montaba a caballo. Fue dado por muerto y llevado al cementerio de los esclavos, en la iglesia de San Benito. 

Al otro día, cuando fueron a cuidar el cuerpo, ya no estaba y solo había huellas ensangrentadas en el piso. Surgió la leyenda de que estaba protegido por el mismo San Benito. Durante más de 40 años él y su grupo, más que resistir, derribaron el sistema esclavista.

Benedito solo fue asesinado en su vejez, cojo y enfermo. Dormía en el tronco de un árbol hueco. Escondite que fue denunciado por un cazador. Sus perseguidores estaban al acecho, esperando a que Benedito se retirara. Taparon el tronco y le prendieron fuego, la leyenda dice que ahí murió. 

Su legado es una estela de valentía, fe, audacia y fuerza de lucha por su pueblo, que aún se representa en las puestas en escena de Congada y Ticumbi en todo Brasil. En medio de las cenizas encontraron su pequeña imagen de San Benito.

Cada 1 de enero, la procesión de Ticumbi recoge la pequeña imagen de San Benito de Córrego das Piabas y la lleva a la iglesia en una escenificación dramática para celebrar la memoria de Meia-Légua.

Cazador de esclavistas

Fuente: Facebook
Read More

Más cuentos, poesías y relatos

Etiquetas

10 poesías para Navidad 100 Poesias con A 1800 1984 2016 2020 2021 4 Poemas Para Martita Aborigen Abuelos Accion Noetica Ahijada Aleister Crowley Alemania Alicia en el país de las maravillas Amantes Amiga Amigo Amistad Amor Anal Anarquía Animales Ano Anónimo Antiguo Antoine de Saint-Exupery Año Nuevo Apodos Árboles Argentina Armando Manzanero Arte Asesinatos Asesinos seriales Astral Atletismo Audio Autopsia Autos Avión Bailando por un Sueño Baño Barack Obama Barcelona Basada en hechos reales Bebés Beneficios Bersuit Vergarabat Bicicleta Biografía Bizarras Blancanieces Bob Dylan Bob Esponja Bodas Boludos Booktubers Boxeo Brasil Brujas Caca Cadáveres Cádiz Café Calafate Canadá Canciones Cantantes Cánticos de Tribuna Caperucita Roja Carpe Diem Cartas Casos Cataluña Ceibo Celda Celebridades Celos Celulitis Cementerio Centroamérica Chaparrita Charles Bukowski Charrúas Chile Chiste Chris Namús Ciencia Ciencia Ficción Cine Circo Ciudades Clásicos Colas Colegiala Colombia Comediante Comida Compadre Compositores Confesión Consejos Coquena Cordoba Cornudo Coronavirus Corrientes Cosas Curiosas Costa Rica Creencias Cristianismo Croacia Cuba Cuentos Cuentos cortos Cuentos de hadas Cuerpo Culos Cumbia Cuñada Cura Curiosidades Datos Curiosos Deborah Rodriguez Declaración Delincuente Deportes Deportistas Derecho Derechos Humanos Desmotivaciones Desubicados Día Día de la mujer Día Internacional del Orgasmo Diablo Dibujos Animados Dichos Diego Maradona Dios Disney Divorciada Doctor Duendes Edad Eduardo Galeano Educación Egipto El hombre del sombrero El Poeta Gabriel El Principito El Señor de los Anillos Empleada Enfermeras Entes Entre Ríos Erección Esclavitud Escribir Escritores Escuela España Espejo Espíritus Esposa Esposo Estados Unidos Europa Ex Exorcismo Expresiones Facebook Fake News Familia Familia Jodida Famosos Fantasmas Fantásticos Farándula Farmacia Felicidad Femenino Feminismo Filosofía Fin de año Florencia Peña Flores Forense Fotos Frases Freddy Krueger Frederick Kruger Frida Kahlo Fuego Fútbol Gabriel García Márquez Gabriel Marquez Garcia Gargamel Gárgolas Gatos Gauchos Gay George Orwell GIF Gigantes Gorditos Gordos Graffitis Gramática Guadalajara Guaraní Hablo de mi Hans Christian Andersen Hansel y Gretel Harry Potter Hermanas Hermanos Hija Hijastra Hijo Historia Historias Holanda Hombre lobo Homero Simpson Horror Hospital Hot Humor Iglesia Imagenes Incesto Indios Infancia Infidelidad Información Inglaterra Instagram Internet Interracial Inventos Invierno Jacobo Winograd Jaimito Japón Jeepers Creepers Jefe JJOO Joanne Rowling John Sladek Jovencitas Juana de Ibarbourou Juegos Olimpicos Julio Cortázar Justicia Karma La Bella Durmiente La catrera La Cenicienta La guillotina La huérfana La poesía y el fútbol un solo sentimiento La Sirenita La Telesita Latinoamérica Laura Ingals Lectura Leer Lengua Lenguaje Inclusivo Lesbianas Letra Leyenda Leyendas Leyendas Urbanas Leyes Libros Literatura Lluvia Lobo Lobo feroz Londres Los Pitufos Los Rugrats Luchona Lucifer Luz Machismo Madre Madre Soltera Madrid Magia Mala Fama Malasia Malasya Airlines Maldición Mamá Marido Marihuana Mascotas Masturbación Matrimonio Medicina Médico Memes Mendoza Mensaje Positivo Menstruación Messi Mexico México Miedo MILF Militar Misiones Mitología Griega Mitología Hebrea Mitos Mónica Farro Monjas Monstruos Moraleja Morgue Motivacional Motumbo Muerte Mujer Mujeres Muñecas Música Nalgas Navidad Necrofilia Necropsia Negro Beto Nickelodeon Niños Noche Noticias Novia Nuera Ocultista Oda Orfanato Orgasmo Origen Orto Ouija OVNIs Padrastro Padres Padrino Palabras Pandemia Papá Papas Fritas Para Mujeres Paraguay Paranormal Pareja Pasado Pastor Patagonia Payadas Pedo Pelado Cordera Película Pelirroja Pene Pensadores Perros Pesadillas Pete Pinocho Pintores Piratas Piropos Piropos para Hombres Playa Pobreza Poema Poemas para esa orto Poemas para ese orto Poemas para la fiestera de tu hermana Poesía Urbana Poesiando desde Miami Poesías Poesías de estación Poesías para Tu Hermana Poesías Varias Poetas Policía Policiales Política Pombero Popol Vuh Porno Presidente Preso Prima PRIME Prisión Prisionero Profesor Prohibido Prostitutas Punta del Este Puta Racismo Rafael Barrett Rapunzel Raymond Queneanu Redes Sociales Reencarnación Reflexiones Relatos Relatos Eróticos Religión Responsabilidad Rio 2016 Roberto Carlos Rubias Rusia 2018 Sabés como le dicen Salamanca Salta Salud San Valentin Santiago de Chile Sapos Sexo Sexo oral Sexualidad Sobrina Sobrino Suegra Sueños Swinger Tamaño Tango Taxi Te doy Te doy hasta que Tecnología Tennesse Terror Tesis Texto Tía Tik-Tok Tinder Tío Tips Titanic Trabajo Traseros Trío Tu hermana Tu mamá Tu novia Tumba Tuteo Twitter Umita Universidad Uruguay Usain Bolt Vacaciones Vagina Vecina Vecino Veneno Venganza Ventajas Ventas Ventrículo Verano Verídicas Vibrador Videos Viejas Viejos Villera Vincent van Gogh Violación Virgen Virus Vomito Walt Whitman Whatsapp Xuxa XXX Youtube

© 2011 El Poeta Gabriel: Cuentos, relatos y poesía, AllRightsReserved.

Designed by El Poeta Gabriel