Blog de poesía, cuentos, relatos, humor rojo, terror, amor, romance y más de la literatura anónima encontrada en Internet.

Mostrando entradas con la etiqueta Diablo. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Diablo. Mostrar todas las entradas

sábado, 11 de mayo de 2019

Cuento de terror : La mujer encadenada que despreció al diablo

"Mi padre un excelente trailero, por andar de mujeriego tuvo una mala experiencia con la mujer encadenada el ánima de la dama de los lamentos; soy Raúl Martínez, originario de el estado de guerrero México y esto es algo que el nos contó, cuando trabajo por muchos años de chófer transportando frutas y verduras por todo el país!! allí donde siempre se cuentan historias de terror de todo tipo, el fue un hombre hijo de un militar retirado que no quiso las armas y prefirió un tráiler y mujeres, el era mujeriego y enamorado y ellas no podían faltarle en su camino!! nos cuenta que durante un viaje donde lo mandaron a Oaxaca por Pinotepa, justo a un lugar al que el nunca había ido porque no era su ruta, pero lo raro fue que nadie se atrevía a llevar la carga a ese pueblo, la excusa era que porque pasarían por el rancho donde la dichosa mujer de las cadenas se hacía presente y si mal te iba se trepaba al tráiler y asta te volteabas y morías, aquellos infortunados que si la subieron los encontraron muertos, con los ojos fuera de su lugar un riptus de agonía y arañazos, eso es lo que se decían los compañeros....

Mi papa enojado al principio y después muerto de la risa les dijo son cobardes y miedosos? esas son puras leyendas yo si voy y no le importo nada, todos en forma de burla y risas le dijeron te va a llevar la mujer encadenada esa que no se quiso casar con el con el diablo y el furioso la condenó a morir encadenada!! Dos semanas después de trabajar en esa ruta cuenta mi padre que se veía solitaria la autopista, había muchos arboles y un bosque sin vida, todo marchaba bien y después de tres semanas casi a media noche vio a una mujer caminando sola de un aspecto bello y un cuerpo increíble, se topo a la misma mujer varias veces y para esa noche ya no quiso regresar a la base, se quedaba en la carretera esperando que esta increíble mujer le pidiera rite, una noche dice que se puso a tomar como loco y llego la hora de partir, se llevo varias botellas de mezcal para el camino!! después de una hora o dos de ir manejando se topo con esa muchachita de unos 20 años aproximadamente en el camino, la subió al tráiler y la invito a tomar pero ella no quiso después de hacerle la plática está le sonreía y le dio unas caricias que se dejaba hacer, ella le pregunto tienes esposa? el lo negó y ella le dijo mentiroso se honesto si es que tienes me bajo de aquí y tu sigue tu camino.

El volvió a insistir y le quiso dar un beso y varias veces ella le dijo que no!! acaso no sabes que tipo de mujer soy? pero si en realidad no te importa nada vamonos a mi casa; vivo sola y esta muy cerca mi padre sin pensarlo se fue con ella, llegaron a una casa de adobe muy humilde y mi padre exclamó, que mugrero es este? como puedes vivir aquí la muchacha le dijo y donde quieres que viva? en el infierno acaso!, mi papa dijo yo te puedo dar lo que quieras mi amor o lo que me pidas, ese fue un gran error ella se acercó  a mi papa lo baño de mezcal y le dijo ahora eres mio y mi papa se dejo llevar por esa belleza del mismo diablo, después de la borrachera y con cruda de el alcohol al otro dia despertó y empezó a mirar pero seguía oscuro, allí no amanecía? esa era una casa vieja de adobe, abandonada sin techo, la mitad de una pared destruida mi papa trato de recordar pero con la resaca solo se acordó de su tráiler y salio de allí. dice que estaba en un bosque solitario, silencioso y trato de recordar mas o menos que pasó esa noche pero no entendía nada, solo se puso a caminar y a gritar pero nadie lo escuchaba después del cansancio de el hambre y la sed cayo desmayado...

Horas después el volvió a despertar pero estaba en la misma casa!! no podía explicarse que pasaba y volvía a intentar salir de ese lugar, pero sucedía lo mismo, después de cinco días de querer salir de allí volvía al mismo lugar, lo único que le vino a la mente fue donde habrá quedado la muchacha que subí al tráiler, recargo su cabeza en una pared se sentó y se quedo dormido, despertó después de unos minutos y en lo oscuro de esa casa que olía a podrido y a muerte se escucharon unas cadenas arrastrar y unos quejidos de dolor y sufrimiento!! afuera de esa casa mi papa se levanto y pregunto quien esta ahí? un poco después se escuchaba unos alaridos
de una mujer gritando, no por favor ya no me hagas daño por favor ayúdenme!! mi padre salio corriendo del miedo y los gritos se escuchaba mas y mas lejos hasta que se volvió a silenciar el en la oscuridad grito donde estas? Solo en silencio camino de nuevo hacia la casa y de repente de nuevo las cadenas se escuchaban mi papa voltio para todos lados y nada siguió caminando y de repente un grito que le enchino la piel, no me mates si me matas juro que no te perdonare maldito y un grito se escucho muy fuerte como si alguien estuviera atacando a esa pobre mujer....

Mi papa corrió y llego a la misma casa y tomo un palo y piedras que encontró y se quedo a esperar hasta que se desmayó, el se puso a rezar cosa que el nunca había echo e hizo una cruz con unos palos y lo que recuerda que le pidió mucho a Dios que lo ayudará y que estaba arrepentido, se persignó y con la fe en Dios salio de nuevo a buscar como salir de ahí, mientras caminaba una voz como de un demonio se escuchaba en la oscuridad y decía, crees que vas escapar de mi, ya eres mía tu me perteneces mujer, si no quisiste casarte conmigo a la buena lo hiciste de todos modos y como castigo a tu desprecio te mate de la peor manera, allí podrida sola y olvidada y como consecuencia estarás penando el resto de tu vida y jamás te daré descanso eterno y no serás feliz, mi papa no hizo caso y empezó a rezar!! se puso a pensar en sus hijos, en su familia y pedía perdón. al llegar a un camino que el nunca había visto vio a su tráiler estaba feliz pero el diablo se apareció y no le dejaba cruzar para ir por su camión, después de eso el le suplico que le perdonará la vida que jamás fue su intensión meterse con su mujer, con la mujer del mismo diablo, mi papa empezó a llorar y a pedir perdón...

Minutos después se escucho la voz de una niña que le dijo! quieres ir a tu tráiler? Mi papa la vio y le dijo!! si y extraño mucho a mi familia a mis hijos? la niña le dijo anoche no decías lo mismo; solo quisiste abusar de mí, mi papa trato de recordar y después le dijo perdóname estaba borracho no sabia lo que hacía, ahora no era una niña, era la misma mujer que lo engaño y esta sonrió y dijo, pero si sabias lo que hacías le mostró sus manos! mira es imposible salir de aquí, aquel demonio no me lo a permitido en siglos y por despreciarlo me condenó a una muerte fría atroz y miserable y a arrastrar estás cadenas, Mi papa no podía creerlo y le dijo el te hizo eso? La mujer dijo es imposible salir de aquí y te pasará lo mismo que a ellos!! y vio a muchos huesos de hombres tirados con sus extremidades cortadas desechas después ella lo miro y con lástima le exclamó, tu eres un buen hombre a pesar de ser mujeriego, si me ayudas podré ayudarte a salir de aquí también también..

De entre esos huesos busca los míos y antes de que regrese el diablo entiérralos abajo de un árbol y ponme una cruz con unas ramas y rezame un padre nuestro, si lo haces antes de que amanezca te podré mostrar la salida? mi padre así lo hizo con mucho temor recogió hueso por hueso de esa miserable mujer y hizo lo que le pidió y al rezar el padre nuestro sintió como el diablo andaba cercas pues un olor a muerte se aproximaba ya casi por terminar y en el momento que dijo amen de entre algún lugar canto un gallo y un rayo que anunciaba el nuevo día que alumbró y pudo ver la salida a donde estaba su tráiler, de pronto una voz le dijo, anda buen hombre ve y vuelve con tu familia, ah pero antes esto te hará recordar que deberás portarte bien le agarro el brazo y como si algo lo quemara grito, al despertar del dolor estaba en su tráiler y manejo cómo loco y salio de ese espantoso lugar para ni siquiera voltear hacia atrás, cuenta que en ese momento llegó el diablo que se retorció de dolor y odio ya que el trailero había logrado que la mujer de el tuviera descanso eterno y este demonio lo maldijo por siempre y juro que el día que el muriera arrastraría su alma y lo encadenaría en represalia por haber ayudado a su amada..

Cuenta mi papa que aquella ves todo cambio, y lo de la muchacha quedó olvidado y para la gente es solo una leyenda urbana pero por lo cuentan es que esa mujer un día se peleo con sus papas y buscando una mejor vida se entregó al diablo que le daría todo y con este mentiroso solo encontró la muerte, este demonio la violo y la dejo encadenada en una casa vieja a la que nadie se acercaba y la obligaba a atrapar almas pero gracias a Dios logro el eterno descanso y por fin su alma trascendió y al día de hoy mi padre está enfermo y si llega a morir nosotros nos encargaremos que el diablo no cumpla su promesa y si es así no le será fácil quitarle su alma...

Así termina este relato de la mujer encadenada, recuerda que si en tu camino te Topas con la mujer más bella y hermosa de tu vida, pisa el acelerador y no voltees para atrás antes de que sea demasiado tarde......"

La mujer encadenada que despreció al diablo

Relato escrito por Daniel Hernández
Read More

viernes, 3 de mayo de 2019

Cuento de terror : Trato con el diablo

Soy un viejo de 68 años, mi nombre es Oscar y me falta poco para morir. Si estas leyendo esta carta es porque efectivamente ya estoy muerto. Déjame relatarte por medio de este papel lo que me sucedió.

Me casé con una joven mujer muy hermosa y simpática. Le llevaba el doble de años, no me importó y a ella menos. Déjenme aclararles que ella era mi enfermera, me cuidaba día y noche, así me fui enamorando de ella. Sabía que ella no me amaba, cómo por qué se enamoraría de un viejo decrépito como yo, pero le ofrecí un buen trato. La haría mi esposa y le dejaría todos mis bienes, a cambio ella solo me cuidaría y fingiría amor para mí. Haría su papel de esposa en toda la extensión de la palabra y pensé que así disfrutaría mis últimos años de vida... Estaba equivocado.

La joven aceptó, Maribel, se miraba muy contenta, feliz porque sería en un momento dado inmensamen rica, aunque ella quería hacerme creer que era todo lo contrario, que ella me apreciaba y que la hacía feliz el ser mi esposa y cuidarme mis últimos años de vida.

El día que me casé con ella, no hubieron invitados, solo el juez, los testigos quienes fueron los sirvientes, ella y yo. Cuando firme aquel papel, firme también mi sentencia de muerte. La noche de bodas, maribel me dio a beber algo que hizo que mi corazón poco a poco se fuera muriendo. En ese transe vi entrar la muerte a mi cuarto. Esta se paró junto a la puerta y se quedó ahí observando. Maribel no estaba respetando lo acordado. Ésta la misma noche de bodas empezó a envenarme. Ansiaba tener mis millones. Pero eso lo fue todo.

Pasé en cama desde esa noche. Ya poco podía moverme y maribel sólo se acercaba a mí, a bofetearme y a reírse frente ami cara. Metía a mi cuarto a su amante y se acostaba con él en mi cama, donde yo estaba postrado. Miraba todo lo que hacían y como se burlaban de mí. Empecé a sentir rabia. Me daba cuenta que me había confiado demasiado de ella.

Postrado y sin poder hablar, ella a veces llegaba a fumarse un cigarro, y con mucha maldad lo ponía sobre mi piel arrugada apagandolo mientras reía. Me decía que disfrutaba mi agonía. Esta mujer salió más malvada de lo que creí.

Un día, junto a su amante se sentaron en mi cama, traían gusanos sobre una bandeja de plata de las más caras que tenía y comenzaron abrir mi boca con violencia, haciendo que me tragara uno por uno aquellos gusanos. Estos no paraban de reír, se carcajeaban con mucha burla y placer. Llevaba ya más de un mes desde aquel día, la muerte seguía en mi cuarto observando todo. Siendo un espectador de mi agonía y de lo que mis agresores hacían.

Así pasé tres largos meses. Mi piel estaba quemada por cigarros y el veneno ya estaba a punto de acabar conmigo. Una noche, la muerte se acercó a mi cama, se sentó y me dijo "hoy te iras conmigo" yo medio moribundo le dije ¿has visto lo que esa perra y su amante han hecho conmigo? No me puedo morir, no me lleves aún" la muerte se sonrió y me contestó "estás desahuciado, no podrías hacer nada en tu estado" ella tenía razón, estaba viejo y moribundo a punto de abandonar este cuerpo. Entonces pensé en algo más... Yo no me iría de este mundo sin antes vengarme, así que le dije a la muerte mi plan. Esta entonces aceptó y así fue como empecé a vengarme de mis agresores.

Esa noche morí, abandoné mi cuerpo viejo y acabado. La muy maldita lloraba en mi funeral, vestida de negro junto a mi ataúd fingía dolor, pero en el fondo estaba ansiosa por mi dinero, por disfrutar de mi dinero.
La muerte seguía conmigo, estábamos ahí parados viendo todo el espectáculo. El día de mi entierro, mi amada esposa iba abrazada por su amante, cuando de repente le dio un dolor muy fuerte en el pecho, este cayó al suelo y maribel angustiada lo miraba y le preguntaba que qué le ocurría; el bastardo estaba teniendo un infarto... me le acerqué y supe que me podía ver, la muerte entonces se le acerco y empezó a extraerle el alma del cuerpo. En el momento éste salió, y yo entonces me posesione de su cuerpo. La muerte lo tomó y lo lanzó al abismo... el miserable aún no podía creer lo que le estaba pasando.

Mientras yo volvía a vivir de nuevo en un cuerpo más joven ya listo para vengarme de mi adorada esposa. Esta no sabia nada así que sería más fácil, la muerte era mi cómplice y era mi aliada, ahora empezaría lo bueno...

Cuando salimos del cementerio hacia la casa, esta seguía actuando que le dolía mi partida. Hipócrita mujer! Eso me indignaba más, haciendo que mi ira creciera.
Llegamos a la casa y fue entonces cuando se quitó la careta... empezó a reír, tomo una copa y la llenó de vino, me dijo que teníamos que celebrar que sería inmensamente rica. Se acercó a mí y comenzó a besarme los labios. Yo no podía evitar ser frío, odiaba a la maldita mujer esa, y ella lo notó.

Me preguntó que me ocurría, así que traté de simular y seguirle el juego. Le dije que los dos disfrutariamos de aquella herencia y ese fue un comentario que muy poco le agrado. Ahí sospeché que está con tal de quedarse con todo el dinero podría pensar en deshacerse de su amante quien ahora era el cuerpo que yo ocupaba.

Sin confiarme mucho nos fuimos al cuarto, esta pretendía acostarse conmigo, quería seguir celebrando mi partida. Le seguí la corriente, le dije que se desnudara, mientras yo planeaba mi siguiente paso. Salí del cuarto por más vino, me desvíe a la cocina y tomé el mismo veneno que ella utilizó en mí, lo eche a su copa una pequeña cantidad. Esta haría paralizarla de pies cabeza... me fui a la habitación de nuevo y ahí estaba ella, desnuda y sobre mi cama. No pude evitar ver lo hermosa que era, pero podía más furia que cualquier otra cosa.

Le di la copa con el veneno en el vino. Esta comenzó a beberlo mientras yo la observaba... la muerte estaba ahí, esta sabia mi siguiente paso a seguir. Cuando se acabó el vino empezó a besarme de nuevo... yo entonces empecé a corresponderle, mientras la muerte hacía su trabajo, entre beso y beso mi espíritu se desprendía de mi cuerpo haciendo que ella pudiera ver al viejo decrépito que asesinó. Fue entonces que empezó a gritar. Yo me quedé quieto y co una sonría dibujada en mi cara le dije "pensaste que te habías librado de mí" maribel entonces pensó que quizá era el vino, que quizá había bebido de más y la hacía ver cosas que no.

Trate de aprovecharme de eso, haciendo que creyera que quizá se estaba volviendo loca. La muerte seguía separando mi alma del cuerpo y eso ella lo podía ver... sus gritos llamaron la atención de los sirvientes, así que me detuve y traté de tranquilizarlos haciendo que pensaran que las copas de más hacían que delirara. En eso el veneno comenzó a hacer efecto y comenzaba a paralizarsele cada extremidad de su cuerpo... desnuda cayó totalmente tumbada en la cama, no pudiendo mover ni un musculo más. Me pare frente a ella y entonces se dio cuenta que aquel viejo que ella había asesinado estaba ahí con ella. Le dije que había regresado para vengarme, su amado amante vivía una agonía en el infierno, su alma había sido lanzada a lo profundo de la tierra tomando, así yo su cuerpo.
parecía que sus ojos se saldrían de sus cuencas. Un poco admirada e incrédula me decía que las copas de vino no le habían caído muy bien... le recalque que no era imaginación de ella; pero esta no lo aceptaba. Mucho mejor para mí.

La deje en la cama desnuda aguantando frío. No podía moverse, y no podía gritar como ella quisiera. La tenía en la misma situación que ella me tuvo a mí, postrada en la cama sin poder mover ni un musculo, indefensa ante mí.

Al día siguiente, llegué a su cuarto. La muy perra me decía que la cubriera que sentía mucho frío, camine alrededor de la cama observándola. Me sonreí y le dije que había hablado el abogado, este llegaría en esos días para leer el testamento.
Ella entonces me dijo que seríamos ricos, me habló en plural cuando al principio no le agradaba la idea de compartirla...entonces le dije, que quería esa fortuna toda para mí, La muy descarada se molestó y me dio un rotundo no. Entonces yo la dejé ahí, aguantando más frío y me salí del cuarto.

La deje ahí, sola todo el día. Al oscurecer llegue de nuevo al cuarto. Al entrar empezó a pedirme que por favor le diera agua, que ella estaba sedienta y que sentía mucha hambre... Por supuesto le dije que le daría su cena, me fui a la cocina. Le prepare comida exclusivamente yo, mande a los sirvientes de vacaciones y me quede solo con ella.

Subí al cuarto y le llevé su cena, me le acerqué y le mostré el plato, le dije que esa era su cena y esperaba la disfrutara. Al ver lo que contenía el plato comenzó a vomitar, no pude evitar disfrutar eso. La comida echa por mí, contenía gusanos vivos, partes de rata muerta y cucarachas muy bien fritas. Esta después que dejó de vomitar me dijo que por favor le diera comida, que le diera agua, no aguantaba la necesidad de probar un bocado y que su boca estaba seca. Entonces le volví a mostrar el plato y le dije que si quería comer ahí estaba su comida. Paralizada, la movilice un poco y la senté, le puse el plato en sus piernas y le ofrecí algo de tomar.
Se lo puse en su boca y al saborear lo que tenía el vaso comenzó a vomitar de nuevo. Éste contenía orina y sangre.

Al ver que no comería nada ni beberia nada le deje todo sobre sus piernas y me salí. Aquella mujer comenzó a llorar de desesperación. Podía oír su llanto desde el pasillo. Y en eso me llamó...entré y me dijo que comería lo que le había llevado, no pude evitar reírme. Con mucho placer le daba cada bocado lleno de restos de rata, gusanos y cucarachas. Esta no podía disimular su asco, pero aún así comió. Tomó la orina con sangre y luego de eso la volví a acostar en la cama.

Así pasaron días, esa era su alimentación. Una mañana le dije de nuevo que el abogado llegaría a leer el testamento. Ella tenía que poner todo a mi nombre, la muy perra seguía negándose. Entonces pensé en otro plan.

La muerte disfrutaba mi venganza, esperaba ansioso el siguiente paso. Si con esto esa perra mujer no accedía la muerte y yo pasaríamos al plan B...

El abogado habló de nuevo ese día, yo contesté y me dijo que el siguiente día se presentaba para hacer la lectura del testamento. Maribel, seguía rehúsa a cederme todos mis vienes, así que no me quedaba de otra que pasar al plan B. Esto ella lo lamentaria mucho puesto que sería aún más grande su sufrimiento.

Entré al cuarto y esta se veía un poco demacrada, seguía comiendo lo que le servía, partes de ratas, gusanos vivos y cucarachas fritas. Podía más su hambre que su asquerosidad, estaba superando esa estrategia y eso no me servía de nada.

Me acerque a la muerte quien seguía aún ahí conmigo, le dije que pasaríamos al siguiente paso, esta emocionada , me dijo que sí.
Nos fuimos a la habitación, ella seguía sin ropa, postrada en la cama, podía hablar pero poco, el efecto del veneno podía acabar con ella antes de lo que yo quisiera; así que lo suspendí. Estando ahí con ella, lleve dos martillo y una tenaza. La senté en una silla y de nuevo le volví a preguntar si estaba dispuesta a devolverme todo, la muy perra seguía negándose...entonces tomé el martillo y se lo mostré.

Esta abrió sus ojos tan grandes que parecían que se le iban a salir de sus cuencas, me dijo, me suplicó que no la fuera a lastimar. Le dije que tenía que hacerlo, el abogado vendría a leer el testamento mañana. Maribel, seguía suplicando, pero lastimosamente no cedía. Así que levante mi mano con el martillo en ella y se lo deje ir con fuerza en su mano derecha. Esta entonces comenzó gritar. La volví a golpear en la misma mano con mucho más fuerza que le quebre los huesos, ésta no podía parar de llorar y de gritar.

Me detuve y le volví a preguntar, la muy perra me contestó ¡en tus sueños viejo decrépito! Eso me enfureció al punto de tomar la tenaza, abrí su boca con violencia y empecé a extraerle un diente, llorando seguía insultandome, entonces seguí sacando el diente con mucha más violencia, la sangre corría por su cara llenando mis manos hasta que lo saque. Luego iba de nuevo con otro y me pidió que me detuviera... lo hice pensando que cedería pero la muy maldita empezó a burlarse de mí. Tomé de nuevo la tenaza y tomé uno de sus dedos, agarre un cuchillo y comencé a cortarselo.

Gritaba pero seguía negándose y burlándose de mí. No entendía su actitud, era como si el daño que le hacía no le causaba ningún dolor o efecto. Entonces tomé el dedo que le había cortado y se lo metí en la boca, exigiéndole que se lo tragara. En eso no sé cómo diablos empezó a reaccionar sus extremidades y me dio un golpe en la cara. Sin entender que pasaba la mire y ella me dijo ¡viejo miserable! ¿Así tratas a las mujeres? De pronto la muerte se me acercó y me dijo algo que me dejó helado... ¡Afuera esta alguien! Creo que tu venganza terminó.

Maribel se carcajeaba y yo con mucha rabia camine hasta la puerta, me pare en ésta y comencé a abrirla... Afuera estaba quien nunca pensé ver... Era el mismo lucifer. Éste me dijo "esa mujer me pertenece, hice un trato con ella, ya no la puedes tocar, hice que su cuerpo reaccionara de nuevo, disminui su dolor y ahora está lista para cobrar su herencia, herencia que le dejaste. Estaba realmente enojado, enfurecido, airado, esta perra había salido más lista que yo. No podía hacer nada, la muerte entonces me dijo "es hora de irnos, hice lo que me pediste pero con el rey de las tinieblas no se puede hacer nada".

Entonces, le dije algo a lucifer, puesto que sentía que no podía irme derrotado. La muerte, lucifer y yo hablamos extensamente. Después de eso, dejé a la maldita en la habitación. Se veía feliz y me miraba con burla, enaltecida y muy soberbia. Ella había ganado y yo había perdido. Abandoné mi casa, la que había sido mía por muchos años y que mucho esfuerzo construí. Esa perra se la quedaría. Era algo que aún no digería, no me quedó de otra que abandonar el cuerpo joven del otro bastardo e irme con la muerte.

Cuando se llegó el día donde el abogado llegaría a leer el testamento ahí estaba ella como si nada, muy bien vestida, perfumada y maquillada. Su sonrisa no cabía en su cara, estaba lista para recibir todos mis vienes.

El abogado llegó se sentó y ella a la par de él y comenzó a leer... Entre más leía el abogado aquel testamento más lloraba mi viuda, entre risas y llanto escucho lo último que dejé escrito ahí... "¿pensaste que te quedarías con todo zorra?" Déjame reírme. ¿Creíste ser más astuta que yo? Maribel comenzó a lanzar todo en aquella casa. Mi trato con el diablo fue cambiar cada línea de mi testamento dejándola sin nada, Así como llegó así se iría de mi casa. Enfurecida corrió al abogado y empezó a tirar los adornos y cuadros que habían en mi casa. Yo no podía para de reír, miraba su rostro y mis carcajadas no las podía evitar; la muy perra me pudo ver, ahí estaba yo, viendo que al final yo salí más astuto que ella.

Maribel quedó en la calle sin dinero y sin su amante. Eso era algo que me llenaba de satisfacción. Estoy muerto pero ella ahora estaba muerta en vida.

Cuento de terror Trato con el diablo

Fuente : Facebook
Read More

jueves, 11 de abril de 2019

La escalofriante confesión de Madelaine Bavent

La escalofriante confesión de Madelaine Bavent: casada con el diablo durante un aquelarre (reunión de brujas).

La bibliografía medieval recolecta algunas de las anécdotas más bizarras en torno a la religión, la superstición y lo diabólico. El caso de la joven monja Madelaine Bavent es uno de los más emblemáticos y escalofriantes.

Sucedió en el convento de monjas de la localidad de Louviers, en Normandía, durante el año 1625, cuando la monja tenía apenas 18 años. Desesperada, se presentó ante las autoridades del lugar para declarar que había sido hechizada durante un aquelarre al que había sido llevada forzosamente por el director espiritual del lugar, el padre Mathurin Picard, y su vicario, el padre Thomas Boulle. Según confesó, durante el secuestro, había sido casada con un diablo llamado Dragon y obligada a mantener relaciones sexuales con él, sobre un altar. Entre tanto, añadió, dos hombres habían sido crucificados y destripados.

Tras la apertura de una exhaustiva investigación, otras dos monjas confesaron haber sido víctimas de los dos sacerdotes, que también las llevaron a distintos aquelarres en donde mantuvieron relaciones sexuales con varios demonios. En tanto las investigaciones avanzaban, el padre Mathurin Picard falleció y las monjas fueron acusadas de estar poseídas, lo cual era bastante frecuente en ocasiones similares, por lo que debían ser exorcizadas.

La iglesia en donde el ritual tuvo lugar reunió a muchísima gente. Las monjas montaron un verdadero espectáculo, que incluyó saltos, corridas, insultos y obscenidades de toda calaña; incluso llegaron a convulsionar mientras el padre Thomas Boulle se desahogaba en gritos, mientras era torturado.

Finalmente, Madelaine fue condenada a cumplir penitencia de por vida en la prisión episcopal. Así mismo, el padre Boulle fue condenado a muerte en la hoguera y se ordenó la exhumación del cuerpo del padre Picard, que fue desenterrado y quemado, también.

A partir de este suceso, la iglesia fijó por primera vez las normas a seguir para saber si alguien estaba poseído o no, a través de 15 puntos que se resumen en: creerse poseído y llevar una mala vida; ser malvado y vomitar cosas inusuales, como serpientes o sapos; blasfemar y gritar obscenidades; comportarse violentamente y efectuar sonidos y movimientos propios de los animales; conductas lascivas y ostentar una inusual fuerza muscular; demostrar miedo ante reliquias y objetos sagrados; y no recordar nada tras el momento de trance diabólico.


Read More

miércoles, 10 de abril de 2019

Historia diabólica : El pacto

Una historia de terror diabólica titulada El pacto, encontrada en Internet. No olviden compartir y comentar.

el pacto

Historia diabólica : El pacto

Hace aproximadamente 30 años, mis abuelos trabajaban cuidando fincas ganaderas y de otras clases.

Está historia acontece en una finca llamada “Los Caracoles” en Colombia, se dice que el dueño de esta finca era un señor muy amable, amigable con todos, mi abuelo buscaba trabajo y le recomendaron visitar a éste señor y así todo se dió.

Mi abuelo consiguió el trabajo en la finca y todo iba genial... Al Principio.

“El Patrón” como le decía mi abuelo visitaba todos los días la finca y entre bromas le decía a mi abuelo, “Usted es un excelente trabajador señor Fredy, siga así para cuando venga Satanás se lleve una buena impresión”. Mi abuelo solo sonrió, pues lo tomaba en broma.

Al mes de estar trabajando en la finca llegó un señor con la piel tan pálida como la ceniza y dos acompañantes más, el dueño le dijo a mi abuelo, “Vaya busque el Novillo (Vaca Bebé) más negro que tenga en mis tierras señor Fredy y atelo bien fuerte”, Mi abuelo lo hizo sin cuestionar.

Luego de atar al novillo mi abuelo y los dos acompañantes del señor de piel pálida hicieron un gran agujero y le construyeron una tapa de concretó.

Mi abuelo ya no aguanto la curiosidad y le preguntó a los acompañantes: “¿Para que es el Novillo y este agujero...?”, Un acompañante respondió: “Aquí en esta finca señor Fredy se va a llevar acabó un pacto con Satanás, en este agujero se sepultara vivo el Novillo que usted buscó y cada vez que esté haga sonido allí dentro, aparecerán cientos de vacas en estas tierras”.

A mi abuelo se le puso la piel de gallina y con temor preguntó: “¿A qué precio es esto?”, A lo que respondieron: “Señor Fredy, cada año a partir de este día en esta finca va a morir alguien ya que esas almas serán el pago de este pacto”.

Entre carcajadas le dicen: “Le recomendamos que no esté aquí dentro de un año”.

Desde ese día mi abuelo supo de ese pacto y el dueño de la finca no tenía conocimiento de que mi abuelo sabía de eso, a pesar de todo mi abuelo siguio trabajando normalmente hasta que faltando dos meses para que se cumpliera el año del pacto “El Patrón” le decía a mi abuelo en sentido de broma: “Bien señor Fredy usted es mi mejor trabajador, no vaya al peluquero para que Satanás lo reconozca cuando venga por usted”, Mi abuelo solo reía pero en el fondo sabía que era verdad.

Faltando un día para que se cumpliera el año se empiezan a escuchar extraños ruidos en la finca, los perros ladraban mucho, las brisas eran tan fuertes como un huracán, todos los demás trabajadores tenían miedo pues creían que era el clima, excepto mi abuelo quien conocía la verdad.

Entre estos sucesos “El Patrón” le dice a los trabajadores: “No tengan miedo, Jajajaja solo es Satanás que está llegando y viene por nuestro amigo Fredy”, Todos reían pues siempre creían que eran bromas.

A las 11:45 de ese día, mi abuelo a escondidas emprende la huida, ya que sabía el destino que le esperaba si se quedaba hasta el siguiente día, en la huida una fuerte brisa arremete contra él, contra su espalda y aterrorizado mi abuelo corre lo más rápido que le daban sus piernas y fue así hasta llegar a la puerta de la finca.

Cuando salió fuera volteó hacia atrás y observo la figura de un hombre alto, vestimenta blanca de apariencia muy fina y un sombrero, al ver esto a mi abuelo se le pone la sangre helada y sintió que su cabeza se hizo muy grande.

Mi abuelo logró escapar, pero se dice que cada año en esa zona desaparecen personas, desde ese entonces hasta la actualidad.

Desde ese día mi abuelo nunca volvió a esas tierras y si tal vez hubiese creído que todo era en broma, creo que ya no estaría aquí contándoles esta historia.

Autor : Desconocido
Read More

lunes, 8 de abril de 2019

Leyenda Urbana : La mujer que bailó con el Diablo

Una leyenda urbana de terror que muchos dicen es verdad mostrando la foto a continuación como prueba científica irrefutable. La mujer que bailó con el diablo. Tú que opinas?

Leyenda Urbana : La mujer que bailó con el Diablo

Leyenda Urbana : La mujer que bailó con el Diablo

Una noche de viernes santo, se hizo una fiesta en la discoteca más famosa de la ciudad, dicen que en un momento determinado de la noche ,entró a la discoteca un joven, que atraía las miradas de todas las jovencitas que se encontraban en el lugar, era alto, muy bien vestido, con unos ojos algo extraños pero encantadores…

Este apuesto joven se acercó a una muchacha para sacarla a bailar y ella encantada por su apariencia aceptó sin pensarlo dos veces, mientras bailaban él le advirtió que no mirara sus pies ya que se sentía un poco intimidado y no era capaz de seguir el ritmo, ella asintió con la cabeza…

Pero al cabo de un rato no resistió mirar sus pies, ella se quedó sin aliento al ver unas garras horribles y se desmayó enseguida, todo el mundo al ver a esta joven tendida en el suelo corrió a socorrerla, y el joven con el que bailaba ya había desaparecido del lugar.

La muchacha cayó en un terrible estado de coma, y sus padres ordenaron revisar las cámaras del lugar para identificar al hombre que todos creían que era el culpable de su estado, pero para sorpresa de todos, en el video de seguridad se veía claramente que la jovencita se movía sola por toda la pista de baile, el hombre no se reflejaba en la grabación. Para confirmar esta escalofriante historia en el baño del establecimiento en uno de los espejos decía:

“Viernes Santo, muerte de Cristo, Viernes Santo yo revivo y riego sangre y temor entre los humanos”…

La discoteca estuvo varios días impregnada con un olor a azufre y la joven murió después de un tiempo con unas marcas de quemaduras en la espalda…

¿¿¿Te atreverías a irte de fiesta ahora en Viernes Santo???
Read More

© 2011 El Poeta Gabriel: Cuentos, relatos y poesía, AllRightsReserved.

Designed by El Poeta Gabriel