Blog de poesía, cuentos, relatos, humor rojo, terror, amor, romance y más de la literatura anónima encontrada en Internet.

sábado, 22 de febrero de 2020

La leyenda del Holandés Errante

La leyenda del Holandés Errante ... Una historia de piratas que encontramos en Internet y vale la pena leer y compartir.

La leyenda del holandés Herrante

La leyenda del Holandés Herrante 

Decían que el diablo le había dado al capitán pirata holandés Hendrick van der Decken la facultad de hacer que su barco fuera la nave más veloz de todos los mares, después de que el hombre le vendiera su alma una noche de luna llena. Ningún barco podía viajar más rápido que el navío del temerario capitán: rompía las olas y quebraba los vientos más furiosos para tocar puerto en cuestión de horas o pocos días.

Los marineros que viajaban con Van der Decken le respetaban y temían al mismo tiempo, pero les agradaba navegar con él porque era justo en la repartición de ganancias y tesoros. Además, le gustaba llevarlos a los prostíbulos del Caribe y otros exóticos lugares donde había mujeres de piel morena y cabellos rizados a las que les gustaban los piratas.

La última conquista del holandés y sus marinos habían sido las lejanas Indias Orientales, a las que acudieron para adquirir especias, sedas y tintes que revenderían a precios más altos en su natal Holanda. Después de dos días en las que el mar había estado iracundo e impidiendo el avance comúnmente rápido de Van der Decken y sus hombres, que se dirigían de regreso a Europa, el capitán ordenó que su barco tomara rumbo hacia el Cabo de Buena Esperanza, en Sudáfrica, para tomar un descanso ante las turbulentas aguas que les frenaban extrañamente el paso.

Sin embargo, al llegar a esta parte de África, los marineros se percataron que el mar estaba mucho más furioso. Las olas azotaban el barco y amenazaban con volcarlo, las velas se estaban rasgando ante la acción del viento y los mástiles se quebraban con la pegada del mar y los vendavales. Van der Decken y sus hombres, verdaderos lobos de mar, fuertes, tatuados, tuertos, con la piel quemada por el sol y con algunos miembros amputados, que llevaban cerca de 30 años o más haciendo un viaje tras otro en altamar, jamás se habían enfrentado a una tormenta tan furiosa.

Algunos decían que era el castigo de Poseidón, otros que eran los demonios pálidos de los mares que estaban causando ese fenómeno para reclamar los tesoros y las vidas de cada uno de ellos. Otros afirmaban con terror en la mirada que el diablo los había ido a buscar para reclamar sus almas, tal y como lo había hecho con la de su capitán, quien en aquellos momentos se mantenía recluido en su camarote fumando o bebiendo. Aquellos hombres, a la vez que temibles, eran también supersticiosos de las viejas leyendas piratas que habían escuchado desde su niñez. En cubierta, reinaba un miedo cada vez más creciente.

Mientras tanto, en su camarote, Van der Decken meditaba acerca de la razón por la que el mar le estaba jugando en contra en aquellos momentos. ¿Es que no había cedido al Maligno lo más preciado que todo hombre tiene a cambio de que su poder jamás fuera quebrado por ningún enemigo ni elemento de la naturaleza? El capitán se levantó de su mesa, misma que se tambaleaba a cada embate de las olas, y cogió un crucifijo de plata que colgaba encima de su cama. Había sido un regalo de su esposa antes de que zarpara de Holanda rumbo a su ultima misión.

De pronto, el hombre apretó con fuerza el objeto hasta hacerse daño en las manos y comenzó a hablar con ira en su gesto y en su voz: «¿Es que acaso me estás castigando por haberle dado mi alma a tu rival? ¿Ésta es tu manera de retarme, castigarme y humillarme para demostrarme que eres superior a mí y que debo someterme a tu voluntad cuando lo único que quiero es regresar a casa? ¡Déjame seguir mi camino, déjanos en paz a mis hombres y a mí que tengo el derecho de hacer tratos con quien mi espíritu lo desee!».

Van der Decken corrió hacia la puerta del camarote, la abrió y subió corriendo las escaleras que llevaban hasta la cubierta. El estruendo de los rayos cayendo en el mar, la tempestad cada vez arreciendo más, las olas inundando su embarcación que apenas se mantenía a flote y sus hombres pereciendo arrastrados por el agua, llenaron su campo visual. Corrió hacia la zona del timón y, apuntando hacia el cielo con el crucifijo de plata, exclamó: «¡Tú no podrás detenerme, soy el amo de los mares e incluso el mismo diablo me tiene miedo! ¡Maldito sean los dos! ¡Par de cobardes! ¡Ambos se inclinan a mis pies cuando mi embarcación pasa por los océanos del mundo! ¡Ninguna tempestad, dios o demonio podrán frenarme!»

Acto seguido, lanzó la cruz al mar, mientras de su garganta salía una carcajada de burla hacia aquel dios que no iba a frenar su camino hacia Holanda y la conquista de la tormenta. Cuando dirigió su vista hacia la parte inferior de la embarcación se dio cuenta que varias decenas de aquellos piratas que llevaba consigo en cada misión lo miraban con miedo casi reverencial.

Van der Decken también fue consciente de que las aguas se habían calmado y que los vientos disminuían su intensidad. Arriba, un brillante sol comenzaba a despuntar después de haber permanecido oculto durante varios días. En altamar se respiraba una sensación de absoluta calma. Una algarabía inundó la embarcación y Van der Decken sonrió al saberse vencedor en la batalla contra un dios que no era tan poderoso como muchos le habían dicho. El holandés y su tripulación continuaron con su viaje hacia Holanda sin mayores sobresaltos.

La maldición

Una madrugada, cuando la embarcación holandesa navegaba en completa calma y a buena velocidad hacia su país de origen (tocarían puerto al amanecer), Van der Decken, escuchó una voz en sueños: «Como resultado de tu soberbia, estás condenado a navegar los océanos por la eternidad con una tripulación fantasmagórica de hombres muertos que traerán la desgracia a todos los que vean su nave espectral, la cual nunca llegará a puerto ni conocerá el descanso. Además, para ti y tus hombres, no habrá bebida no comida».

El capitán abrió los ojos cuando su segundo de a bordo lo fue a despertar para notificarle que, tal como lo tenían previsto, el puerto de su amada Holanda se hallaba a la vista. Ambos salieron para ser testigos de la dichosa noticia, pero conforme más se acercaban, el puerto más parecía alejarse. El barco viajaba a excelente velocidad y el cielo estaba despejado por competo. Van der Decken veía el puerto frente a su ojos de manera clara, pero éste se alejaba de manera caprichosa. «Nunca llegará a puerto ni conocerá el descanso», las palabras resonaban en la mente del holandés que había desafiado a Dios y comenzó a sentir una angustia creciente.

Las horas pasaban, y la embarcación no lograba llegar a su objetivo. Cuando cayeron el atardecer y después la noche completa, los hombres gritaban de miedo, indignación y consternación. Algunos se habían arrojado al agua como un acto desesperado por llegar al puerto, pero perecieron ahogados o fueron rescatados en botes. Van der Decken sabía a la perfección que la condena en sus contra se estaba cumpliendo.

Los años pasaron y se convirtieron en décadas, éstas en centurias y después en siglos. Los marineros de Van der Decken murieron poco a poco, al igual que su capitán, quien fue bautizado por los piratas que se cruzaban con su barco como “El Holandés Errante”, el hombre que nunca puede tocar puerto y que vaga por los mares del mundo de manera triste y melancólica con una tripulación que ya es puro despojo y muerte. Todos tienen sed, hambre, necesidad de tocar el cuerpo de una mujer y de sentir un suelo firme bajo sus pies. Cuando un barco se topa con esta nave condenada sólo la observa durante algunos minutos antes de que vire su curso y se pierda en la bruma del océano.

Es ésta la historia del “Holandés Errante”, una de las leyendas más famosas en torno a los piratas europeos que aterrorizaron los mares del mundo con su oscura presencia. Estos hombres de mar que asaltaban, invadían y robaban en pequeñas poblaciones y puertos de los cinco continentes también aterrorizaron los mares de México y Latinoamérica. Su presencia sigue inundando el imaginario colectivo y tanto la historia, como el cine o la literatura les han dedicado mucha atención debido a su singular carácter.
Read More

Cuento de terror : La manda

Cuento de terror : La manda

Pillé a mi mujer con otro cuando volví del trabajo, en mi departamento. No me vieron. No hice nada, me di la vuelta y me fui a mi auto, como un zombie. Comencé a correr a 110 km/hr, y aumentaba. Una nebulosa en mi cerebro, adelanté dos autos, un bus, un camión, y la moto encima, me concentré en aquel tipo, no vi la curva, choqué y di varias vueltas en el aire. Familia, llanto, pacos, ambulancia, taco… y acá empieza todo.
Al tiempo, en casa de mi mamá, en estado vegetal, encerrado en mi propio cuerpo, no podía salir de allí. Me alimentaban, me cagaba, me mudaban, y me hablaban. Días, semanas, meses. Escuchaba todo pero no podía responder.
Al principio me visitaban constantemente, pero con el tiempo cada vez mas solo. Como siempre mi madre, mi fiel acompañante, mi esposa se fue con aquel.
Hasta que un día, me visitó una amiga de mi tía, que llegó con rosas, y comenzó a hablarme:

- Mi niño, tengo unos problemas económicos gigantescos, no sabe cómo me encantaría sacarme la lotería. Su madre me dijo que usted era muy buena persona cuando estaba sano… en una de esas me echa una manito.

Claro… ahora se trataba de que yo le hacía mandas a la gente. Pero increíblemente, después de unas semanas mi mamá encendió el televisor en mi habitación, y se escuchaba la misma voz de aquella señora en una entrevista.

- Quiero dar agradecimiento a Sebastián, más conocido como Chalito, él fue quien hizo el milagro, ahora soy rica gracias a él.

Yo no tenía nada que ver, pero mi madre estaba contenta, porque aquella señora le regaló mucho dinero con el que arreglaron la casa, cambiaron mi cama, e incluso contrataron a una enfermera. El asunto, es que esto no terminó allí, siempre llegaba alguien nuevo para pedirme favores.

- Chalito, a mi hija la van a operar, que salga todo bien.
- Chalito, se perdió mi perro, ayúdame a encontrarlo.
- Chalito, la siembra anda mala ¿Por qué no haces que llueva un poquito?

No sé si todas las peticiones se habrán cumplido, pero tengo la sensación de que la mayoría sí, porque la gente volvía para pedir penitencia, incluso aquel hombre que me pidió que lloviera llegó con las rodillas ensangrentadas de tanto arrastrase.
Mi nombre se hizo popular, y yo estaba cada vez mas lleno de rosas, peluches, dinero y tantas cosas más sin hacer nada.
Pero un día, alguien apareció con voz quebrada, como si el mundo se fuese a acabar.

- Hola Chalito, vine como todo el mundo a pedirte un favor. No vengo por dinero, ni por salud… en realidad no sé que es.

Aquella mujer me tomó de la mano y sentía sus lágrimas caer en mis dedos.

- Mi hija tiene doce años. Se llama Estefanía, muy linda ella, lo más hermoso que me ha tocado en la vida. Su padre nos abandonó hace muchos años, así que solo somos nosotras dos, y tengo miedo de perderla.

Pensé que se trataba de un cáncer, o de otra enfermedad terminal.

- Hace unos meses ella comenzó con molestias en su espalda, bien fuertes, pensé que se trataba de una tortícolis o algo por el estilo. Pero en las noches ella comenzó a gritar porque los dolores eran insostenibles. La llevé al médico y no le encontraron nada, pero bañándola, comencé a ver que tenía cicatrices, rasguñones y moretones, como si alguien abusara de ella. Pensé que en el colegio alguien la maltrataba, hablé en dirección, con profesores y mi hija siempre me dijo que allá nadie le hacía nada… y así era, yo mismo lo comprobé, todas sus compañeras la quieren mucho. Hasta que hace unos días el asunto complicó… no sé como contar esto, pese a que tu no me puedas responder, y ni siquiera sé si me estás escuchando.

Casi siempre solía hacer oídos sordos a todo el mundo, porque me aburrían con sus historias… pero ella me tenía bastante expectante.

- Dice que el diablo está con ella. Que él la golpea, y que no la deja en paz. Llamé a sacerdotes, pastores, lo que te puedas imaginar… pero todos han terminando huyendo de ahí porque algo los empuja. Yo misma lo he visto, en un principio tuve miedo de él… pero ya no, soy capaz de hacer cualquier cosa para enfrentarlo. ¿Sientes mi brazo? Esos son rasguños que he recibido cuando he estado con mi hija. No quiero llevarla al doctor, porque la llevarán a un psiquiátrico y terminará… bueno… muerta… y no quiero. Ayúdame. Sé que haces milagros, ya no sé qué más puedo hacer, he intentado de todo… te lo suplico. Te prometo que si la salvas te doy mi vida, esa será mi penitencia… pero ayúdala, por favor.

Se marchó, y mi mente en silencio. Pasaban todos a pedirme favores… pero estaba solo yo y mi oscuridad, pensante por aquel asunto. No podía hacer nada… o eso creí.

Dormí, de pronto me levanté y vi mi cuerpo en la cama. Salí de la habitación y me encontré a mi madre durmiendo en el sillón mientras la luz del televisor le alumbraba la cara. Caminé, y boté sin querer un vaso que se encontraba en la mesa. Mi vieja despertó asustada, luego se levantó y se fue a acostar. Cerré los ojos, y esta vez me encontraba en la calle, me di cuenta que podía teletransportarme solo pensando en el lugar donde quería estar. Vi a otros caminar como yo, pero todos nos ignorábamos, como si también tuviesen que cumplir una petición en corto plazo. Cerré los ojos, y me concentré en la energía, y escuchaba las voces… hasta que sentí el grito horrible, abrí los ojos y estaba dentro de una casa. Un fuerte olor a azufre, a desagüe y un llanto que no se detenía

- ¡Deja a mi hija!
- ¡Mamá! ¡Ayúdame! ¡Me quiere llevar!

Entré a la habitación de Estefanía, y observé a aquella cosa tirándole el pelo, levantándola de la cama. La mujer intentó acercarse a lo que sus ojos era invisible, pero la lanzó bastante lejos. Luego, aquel demonio soltó a la niña, y me miró a la cara. Comenzó a mostrarme sus dientes de perro, y yo, en silencio comencé a acercarme.

- Im 'vestri mom reginam vult opprimere,
- Déjala, no te tengo miedo
- Et posuit in ano est ipsum colem fluit et cruentatur

Por alguna razón entendía el latín, me amenazaba con vejámenes que le haría a mi madre. Sus ojos brillaron y la habitación cambió por completa, vi a mi ex mujer acostada con aquel tipo. Ella en cuatro, gimiendo por la excitación mientras este le golpeaba las nalgas. Me daba vuelta para no ver más, pero seguían allí, podía verlos siempre, no importaba donde lanzara mi mirada, cerrar los ojos también daba igual.

- ¡No… eso ya pasó… sé que eres tú!

Hasta que al fin se dignó a enfrentarme.

- ¡¿Qué quieres?! ¡Ella es mía! ¡Vete de aquí, vuelve a tu cama!
- ¡No me voy a ir, déjala!

Mostró nuevamente sus dientes, como si la fuese a morder.

- Tú no eres el diablo.
- ¡Si, lo soy!
- Si lo fueses no tendrías miedo de mi. Eres igual que yo.
- ¡Mentira!

Cerré los ojos, y lo encontré. Hospital… un tipo vegetal, abandonado entre varios más, como él. Se veía arrugado, como si le quedara poco tiempo de vida.

- Aquí estás. Tú debes ser el padre de Estefanía.

Miré hacia atrás, y su alma venía corriendo, enfadado a atacarme. Lo desconecté. Su alma me empujó y caí. En el techo del hospital se abrió una luz roja parecida al de una nube, lo consumió.
Volví a la habitación de Estefanía, su madre llorando, despidiéndose de ella, diciéndole que ahora cumpliría la manda.

De pronto comencé a verme en el día del accidente. Familia, llanto, pacos, ambulancia, taco… Mi corrida a 110 km/hr, pero esta vez la velocidad disminuía. Ya no veía aquella nebulosa en mi cerebro. Los buses, camiones, y aquel motociclista los veía pasar en cámara lenta. Di un respiro agitado, y sentí mis piernas. Abrí los ojos, miré el techo de mi habitación, conectado a un aparato, lleno de jeringas en todo mi cuerpo.

- ¿Hijo? ¡Cresta! ¡Hijo! ¡Dios mío santo… no puedo creerlo! ¡Enfermera! ¡Enfermera! ¡¡MI HIJO… MI HIJO DESPERTÓ!!

Autor: Sergio Cortes.
Read More

viernes, 21 de febrero de 2020

Agua de inodoro

La crisis económica está afectando mi economía, así que he decidido compartir pedazos de mis poemas en vez de venderlos por entero.
Aquí va uno que titulo "Agua de inodoro" y es toda una maravilla de la literatura.
"Quisiera ser el agua de tu inodoro, donde se refleja lo que más añoro."
Fino.
Saludos. Yo, el poeta Gabriel

Poesía : Agua de inodoro

Agua de inodoro poesia humor
Read More

Piropo para chicas con lindo culo

Ahora... Así como algunos hombres tienen la piña prohibida, yo para mi que muchas mujeres deberían tener la calza prohibida... Asesinas!
Parece mentira las colas que veo (lalailalala) caminando por Montevideo (lalailalala) (8)
Bueno, nada vengo acá a dejar un hermoso piropo para decirle a las chicas de culos bonitos...
Directamente desde memes de acción noetica, aquí les dejo este hermoso piropo bien fino que dice "Con ese Pappo, tocate un Blues"... Piropo fino fino, para culonas y popotes buenos!
Salu'!

Piropo para chicas con lindo culo

piropo para chicas con lindo culo

Read More

Sexo casual y reflexiones

Sexo casual y reflexiones

Sexo casual y reflexiones

"Deje a mi novia, con la que estaba casi tres años. Por saber como se sentia estar con una chica diferente cada dia, me comi como a 300 chicas, supe lo que se sentia ser un mujeriego, mi ex paso meses llamándome cada dia y siento decir que no me dio pena, me daba igual como estaba ella. Despues de un tiempo me siento el tipo mas miserable y sucio, me di cuenta que estar con muchas mujeres no te da la felicidad. La felicidad que me daba ella cada ves que me sonreía, cada vez que se enojaba como una niña inmadura, ahora soy yo el que la llama cada dia pidiendole una oportunidad, asi que les digo a todos esos tipos que tienen al lado a una princesa, que la valoren cada minuto del dia, porque no vale la pena dejar algo que te hace verdaderamente feliz, por probar cosas nuevas ,que al fin y al cabo un dia hechas de menos y extrañas como nunca a esa persona que hizo todo por hacerte feliz!!"

jajaja

Que pedazo de pendejo el que escribió esto. Pero bueno, ojalá que después de mostrarle ese bello post que no llega a las 300 palabras el pobre flaco haya vuelto con su novia... O por lo menos que le haya echado un polvo... Cuestión que este mes no hay poesía ni poema del mes, así que robo esa reflexión pedorra de un nene que la cagó y no supo disfrutar de la soltería... Te falta experiencia guacho, vamo arriba y apo apo, si estás soltero y te comiste a 300 chicas tan feo no debes ser, o tu paladar no es muy exigente... Pero seguí así que vas por el buen camino, hasta las 999 no pares!
Read More

Piropos XXX

Un post de esos que son políticamente incorrectos, con piropos XXX y otras guarangadas que NO deben usar en la calle. Solamente son a modo de museo, de ilustrar lo salvaje que era el hombre antes de la llegada del feminismo al mundo. Como este meme de piropos para mujeres tetonas o tetudas que los borrachos desubicados suelen utilizar en las discotecas, atomizando a la bella dama de senos grandes.

piropos para tetonas

Piropos XXX

Por ti, por mí, por onga.

"Bonitas piernas, ¿a qué hora abren?"
Ante cualquier duda... la más tetuda.

"¿Trabajas para UPS? Pensé que me mirabas el paquete."

Lo que ayer nos unía... hoy no se para.

El hombre promete hasta que mete; y una vez que mete, acaba lo que promete.

Ya llegará el DIA en que se sepan las leyes, por que sotas matan reyes, y por qué razón tan discreta, tira más una cajeta que una yunta de bueyes.

No importa el tamaño de la pieza, sino el tiempo que dura tiesa.

Ser viejo no es un problema ni un estorbo, pues viejos son los caminos y todavia echan polvo.

Mas vale pájaro en mano, que padre a los 18 años.

Mas vale pájaro en mano, que la mano en pájaro ajeno.

La leche en polvo, ¿no es una redundancia?

La mujer que no coje vuela. ¿Vio alguna vez volar a una mujer?

No desees a la mujer de tu prójimo. Date el gusto!

Promueva la agricultura: entierre la batata!

Errar es humano, embocar es divino.

Detrás de un gran hombre hay una gran mujer. Detrás de una gran mujer seguramente hay varios hombres,....... todos alzados.

Detrás de todo gran hombre hay una mujer... que le repite a cada rato que es un idiota.

Pelear por la paz, es como coger por la virginidad.

Ser bisexual duplica tus posibilidades de conseguir cita los sábados por la noche.

La frigidez, es una historia de nunca acabar.

Los hindúes escribieron el Kamasutra, porque no conocian el Fiat 600...

Haga el amor con su esposa.... tantos amigos no pueden equivocarse...

Habiendo lengua y dedo, no hay viejo al pedo.

Dime con quien andas y... si está buena. me la mandas.

Las mujeres de senos pequeños son inteligentes, pero a mí me gustan las
brutas.

Nosotros no hablamos inglés... but we fuck very well.

Sea consciente, use forro! mas vale prevenir que alimentar.

Ninguna mujer es fea si se la mira por donde mea.

Basta de manipulación, queremos erecciones libres.

Si te he visto no me acuerdo, si te desvisto no me olvido.

Si la tierra nos alberga de un modo tan ilusorio, la tierra no es otra cosa que un albergue transitorio.

Morirás como la heladera: con la carne adentro y los huevos en la puerta.

"Cualquiera puede equivocarse, ¡che!", dijo el puercoespín bajándose de un cepillo de alambre.

"Errar es humano", dijo el pato y se bajó de la gallina. "Perdonar es divino", dijo la gallina y salió corriendo atrás del pato.

El hombre se casa por civil, por iglesia y por idiota.

El sexo es como jugar al poker, si no tienes un buen compañero, más vale que tengas una buena mano.

El sexo sin boda es tan bueno como el whisky sin soda.

En este mundo solo hay dos tipos de personas: los que dicen que se masturban y los mentirosos.

Es muy saludable hacer el amor con preservativos, pero es más rico hacerlo con una mujer.

Cinco minutos de emoción... Nueve meses de hinchazón.

No hay mujeres feas... solo hombres sobrios.

No hay mujeres feas... solo bellezas raras.

El amor es una enfermedad: te lleva a la cama.

No a la prostitución. Sí al sexo gratis.

La masturbación produce dos cosas: la primera es la pérdida de la memoria y la segunda... la segunda... ¡ya se me olvidó carajo!!

Las mujeres consideran que, guardar un secreto es simplemente no decir quién se lo dijo.

En este mundo solo hay 2 tipos de mujeres: a las que les gusta el sexo y A LAS QUE LES ENCANTA!

Hay que ser agradecido a Dios por todo lo que nos da en la vida, hasta por
los cuernos!

El 80% de los hombres casados engaña a sus esposas en los Estados Unidos. El
resto lo hace en Europa.

No estoy de acuerdo con las relaciones antes del matrimonio, porque te hacen
llegar tarde a la ceremonia.

El amor es una cosa esplendorosa... hasta que te sorprende tu esposa!!

El amor no tiene nada de equitativo, pero mucho de equitación.

Apoyemos el trabajo en equipo... sumate a mi orgía.

Uno al año... no hace daño,
Uno al mes... que rico es,
Uno a la semana... no pasa nada,
Uno al día... que alegría,
Uno a cada rato... se te jode el aparato.

Si la paloma es el bicho de la paz, vos sos la paz de mi bicho.

Si Cristo murió con tres clavos y una corona en la frente, como morirá tu
hermana, qué la clava tanta gente!

Todos Chupan menos Melo, porque Melo no tiene, pero cuando Melo tiene, Melo
chupa.

Las chicas frívolas hacen muy interesante la vida de un hombre mientras
busca una discreta.

Más vale siete veces con Blancanieves que una vez con cada enano.

Vote lista 69, la posición alternativa.

Campaña de protección de nidos: NO ME TOQUEIS LOS HUEVOS.

Cielos... Antonio, estoy embarazada! (A)bortar, (R)eintentar, (I)gnorar.

El Kamasutra en Braille se basa en meter mano hasta quedarse ciego.

Cada mujer es un mundo... ¡Haz turismo!

Con paciencia y saliva se la metió el elefante a la hormiga.

Cuando soy buena, soy buena; cuando soy mala, soy mejor...

De los placeres que no son pecar, el mejor es el cagar.

Dijo Jesucristo: "¡Ensalzaré a los humildes!"... Y creó el Wonderbra.

Fornicar con preservativos, es como chupar caramelos sin sacarles el
envoltorio.

Trata a las mujeres como flores... arráncalas por el tallo!

Si usted todavía no encontró la persona ideal, diviértase con la que tenga a
mano!

Si un día la vida te da la espalda, tocale el culo !!!

Un pene educado es aquel que se levanta para que la mujer se siente.

Dar las gracias después del sexo.... eso sí es educación sexual.

La mujer fea es como las ventanas: sólo sirve para zambullirse en caso de
emergencia.

El vino puede ser tinto o blanco, pero una linda cola tiene que ser rosada.

Las mujeres perdidas son las más buscadas.

Read More

Poema del gaucho donante

Estaba pensando en como cagarle la vida a mis amigos y me acordé de la causa de todos mis problemas: las cadenas de mail que jamás reenvié. Entonces me puse a buscar en la bandeja de entrada y a reenviar todas esas cadenas a mis contactos. Buscando entre viejas cadenas de e-mails, de esas que te traían 7 años de mala suerte, me encontré con este "Poema del gaucho donante". Si no compartes este poema, te romperán el culo por 7 años seguidos.

Poema del gaucho donante

Poema del gaucho donante

Yo me propongo al morir
ciertos órganos donar,
Que a enfermos sin porvenir
puedan sus vidas salvar.

Que mis ojos sigan viendo
la belleza de la aurora
y así seguiré viviendo
cuando me llegue la hora.

Si necesitan riñones
tengo un par en buen estado
y dos potentes pulmones,
porque yo nunca he fumado.

Mi corazón donaré
y que otro siga viviendo.
Yo, por lo mucho que amé,
quiero que siga latiendo.

Para un gran necesitado,
mi pene será donado.
Que lo use sin recato
que esta bien acostumbrado.

Que lo ponga a fornicar
 y ningún polvo rehúse,
él no se va a gastar
por más que se lave y use.

Me reservo lengua y boca
porque soy conservador,
sería triste si le toca
 a algún viejo mamador.

Y no las voy a donar
pues no sé qué sentiría,
si alguien se pone a mamar
con la lengua y boca mías.

El culo, NI MENCIONARLO!!!
pues corre un riesgo mayor.
No me propongo donarlo...
Pensarlo me da terror.

¿Qué pasa si un cirujano,
con una aviesa intención
se decide a trasplantarlo
a un paciente maricón?...

Pues es un hecho bien cierto,
lo digo sin vanidad:
Qué triste, ya estando muerto
Perder la virginidad!

La perspectiva me aterra,
lo digo sin disimulo.
Tanto cuidarlo en la tierra
y  muerto...¿Entregar el culo?
Read More

Video de humor: Sexo después de los 40

POEMA HALCÓN HUMOR

Se habían acostumbrado tanto a estar juntos, que cuando Ella le dijo que aquel sábado a lo mejor podrían verse un ratito, a Él se le abrió el cielo de par en par; un ratito a su lado era más que suficiente para que el día tuviese otro significado y para que la espera hubiera merecido la pena.

Nada más abrir la puerta se fundieron en un beso profundo, cálido y húmedo, anticipo de lo que vendría poco después. Se acomodaron en el sofá y comenzaron a contarse lo acontecido en su ausencia. No obstante sus manos eran ajenas a la conversación, recorriendo su cuello, su espalda, su torso desnudo bajo aquella fina camiseta, sus pechos libres incitándole a recorrer cada uno de sus poros; y sobre todo ese punto incipiente al comienzo de sus nalgas que tanto les excitaba a ambos.

Tras tomar apenas unos tragos de cerveza, Ella le invitó a esperarla en su dormitorio; y así en unos segundos se vieron contemplándose en su desnudez mutua.

Lentamente fue recorriendo cada centímetro de su cuerpo, percibiendo como el contacto de sus labios erizaba su piel y la hacía estremecer. Ella no se quedó atrás y le atrajo hacia sí para hasta poder acariciar con su lengua el interior de su oído, consciente de como aquel acto sacaba de Él cualquier instinto que todavía estuviera oculto.

Entra en mi, cariño, necesito sentirte dentro - le susurró Ella.

Inmediatamente Él se volvió hacia Ella y la cubrió en su plenitud, notando cómo sus cuerpos se fusionaban con extrema facilidad. Suavemente entraba y salía de Ella, percibiendo como su miembro crecía por momentos, deteniéndose en su interior tras cada embestida; aquella posición le permitía a Él dominar la situación, marcando ritmos suficientes que le permitieran controlar su mutua pasión, al tiempo que aproximaban sus bocas abiertas y sus lenguas traviesas. Colocándose de rodillas frente a Ella, abrió sus piernas, la contempló gozoso y volvió a penetrarla con más ímpetu si cabe.

Ella le invitó a tumbarse para poder cabalgarle, pero El ya había decidido que bajaría a saborear su humedad. Sin a penas resistencia deslizó su apetito en su interior, paladeando cada uno de sus pliegues, mientras Ella asía con fuerza su cabeza entre sus muslos. Ocasionalmente Él elevaba su mirada y la veía retorcerse sobre la almohada, mientras aumentaba el tono de sus gemidos.

Para, por favor - le susurró- Vuelve a mi.

Y sin pensarlo, entró nuevamente en su hembra, sin intención de parar esta vez.

Entre jadeos y suspiros Ella no pudo aguantar ni un segundo más, sorprendida aún de cómo Él siempre la exprimía completamente. Plenamente satisfecho Él, pero aún contenido, Ella le invitó a tumbarse.

Obedeciendo su orden, Él pensó que querría acoplarse nuevamente como había hecho en otras ocasiones, pero esta vez, Ella descendió hasta su cintura, con esa mirada golosa que tanto le excitaba. Situándose entre sus pechos comenzó a acariciarle mientras recorría con su lengua toda su extensión. Esta vez era Él quien se arqueaba y en los momentos en que lograba abrir los ojos observaba como desaparecía entre sus labios. Ella le asió con fuerza, plenamente entre sus manos, aumentando el ritmo de sus caricias, al tiempo que su lengua saboreaba los efluvios incipientes.

¿Te aviso? - preguntó Él, caballeroso como siempre.

Sin decir nada, Ella le respondió aumentando la velocidad de su juego. Y notó como subía desde su interior esa pasión que a duras penas había contenido los instantes previos. Y esta vez sí, contempló como explotaba frente a Ella, derramando su dulce néctar en la comisura de sus labios, extendiéndose por sus mejillas, como hacía tiempo no experimentaba.

Y se abrazaron, relajados, gozosos de tenerse el uno al otro, de sentirse mutuamente, increíblemente felices de poder estar juntos y disfrutar cada ratito del día, cada semana, cada mes, cada año, cada vida... Unas ilusiones que ni habrían imaginado tener con quince años, y que ahora, pasados los cincuenta, se hacían realidad a cada instante.

Y después de todo este blablabla hermoso y romántico, voy a cagarles el momento con un video de humor que se me viene a la mente al leer esto.

Video de humor: Sexo después de los 40

Read More

Poema al pedo

pedo

Encontré en el Facebook de Videos de Humor este video sumamente cultural, que no podía dejarlo pasar y desperdiciar la oportunidad de traerles buena poesía al blog. Poema al pedo, cultura mexicana, made in Mexico, con un poeta mexicano. Sublime. Disfruten de este poeta recitando en vivo, si es que están al pedo.
Si te gustan los videos de humor, no olvides visitar esta página.

Video : Poema al pedo

Poema al pedo

Alguien me comentó qué es el pedo
Y yo le contesté el pedo es un pedo

Con cuerpo de aire y corazón de viento
El pedo es un alma en pena
Que a veces sopla, que a veces truena
Es como el aire que se desliza
Con mucha fuerza, con mucha prisa
Es como una nube que va volando
Y por donde pasa va fumigando
El pedo es aire. El pedo es ruido
Y a veces sale por un descuido

El pedo es imponente, pues se lo tira toda la gente
En este mundo el pedo es vida
Porque hasta el Papa bien se los tira
También los pedos son educados
Pues se los echan los licenciados

Cuando los pedos no son sonoros
Dejan un sello como el as de oros
Y si los pedos suenan porquito
Por el pujido salió caldito
Porque los pedos tienen diferentes olores
Sino preguntenselo a los doctores
Hay pedos gordos, hay pedos flacos
Según el diámetro que tenga el taco
Los hay muy tristes, los hay risueños
Según el gusto que tenga el dueño

Amigo, si algún día un pedo toca tu puerta
No se la cierres, dejala abierta
Deja que sople, deja que gire
Pa ver si hay alguien que lo respire

Porque el pedo tiene algo monstruoso
Que si lo aguantas te vas al pozo
El pedo tiene algo tan espantoso
Que a veces sale con todo el trozo
Ay pedo no seas tan gacho
No te me salgas de cacho en cacho

Este poema ha terminado
De tanto pedo que se han echado
Mientras lo escribo, mientras lo mando
Ya no me aguanto, me estoy cagando

Porque el pedo es el suspiro de una noche enamorada
El pedo es un olor ligero
Que sale del agujero
Anunciando la llegada
De su hermana la cagada
Si les gustó que bueno
Sino no hay pedo
Read More

Sabés como le dicen a tu hermana? Vol. II

Sabés como le dicen a tu hermana? Sabés como le dicen a tu mamá? Sabes como le dicen a tu novia?
Para estas 3 ocasiones, les traigo el vol.II de apodos de como le dicen a las chicas fáciles putas/trolas como tu novia/tu madre/tu hermana... Son sólo un par más de apodos que la otra vez, pero vale la pena repasarlos!
LA HELICÓPTERO :  A donde llega levanta polvo
LA SANDWICH : Se la comen en todos los paseos
LA ACEITUNA : Negra, chiquita, pero igual se la comen
LA MOTOSIERRA : No deja palo parado
LA GRIPE : Todos la han tenido
LA CAPA DE OZONO : Cada día tiene el hoyo más grande
LA TABLA DEL UNO : Por lo fácil
LOS TRES MOSQUETEROS : Una para todos y todos para una
LA RELOJ DE ARENA : La dan vuelta cada media hora
LA SEMÁFORO : Después de las 12 nadie la respeta
LA LUZ DEL SOL : Se entrega a todos por igual
LA FOTO INSTANTANEA : Se entrega a los 5 minutos
LA TORTUGA : Duerme con la cabeza adentro
LA DISCOTECA : Pasa abierta toda la noche
LA BANDERA DE EEUU : La han clavado hasta en la luna
LA COCA-COLA : Todos la han tomado

Sabés como le dicen a tu hermana?

Si te gustaron estos apodos, no te olvides de encontrar más en mi primer libro de "Sabés como le dicen a tu hermana", el único libro de una sola página que contiene metáforas románticas, por no decir piropos de humor subidos de tono, para dedicarle a tu hermanita.
No olvides seguirme en mis redes sociales y comentar con otros apodos para mi hermana o tu hermana o la hermana de tu mejor amigo, etc... Cualquier hermana es válida si es por la buena causa de putear e inventar apodos creativos e insultos subidos de tono.
Read More

Este verano enterramo' al enano

Una poesía inspirada por un reclamen de preservativos PRIME, la públicidad del enano ha inspirado en mi esta poesía; espero que la marca PRIME me pague por los derechos de ésta si la llegan a tomar para promocionar su producto.
Debajo de la poesía. una linda desmotivación que dice "Este verano enterramo' al enano".
Saludos by El Poeta Gabriel

El verano comenzó con toda la onda
Este verano quien querés que te la ponga?
Verano es pasión, es un sentimiento
Sucundun sucundun, las olas y el viento

La playa, el sol, la calor y la arena
Yo en zunga roja rodeado de nenas
Baja el sol y garchamos en la playa
Si te molesta la arena, metemo' toalla

Verano divertido, verano de fiesta
Vení a pasarla bien, divertite con ésta
Que venga Moria, que venga Pachano
Este verano enterramo' al enano

Este verano enterramo' al enano

Read More

Ponerte en 4

Esta poesía no es mia, pero me voy a hacer eco de las palabras de Acción Antipoetica BienCTM de Facebook y voy a compartir con ustedes esta linda estrofa para refleccionar.

No soy matemático,
Pero puedo ponerte en 4,
Y partirte en 2.

Ponerte en 4



Read More

No seré lindo, pero la tengo grande

La belleza no es más que un tonto parámetro inculcado hacia nosotros por una sociedad de consumo enferma. Si eres feo, no te frustres, lo importante es tenerla bien grande.
Aquí les dejo una poesía que escribí una vez que caí en un pozo depresivo, cuando una chica me dijo que era feo. Este poema se encuentra en mi libro "Hablo de mi : y si tenés algún problema con eso, andate a la concha de tu madre"
Y además una desmotivación que cita la siguiente frase celebre que dijo una vez un filosofo griego : "No seré lindo, pero la tengo grande"

Si soy feo y no lo niego
Tengo grandes las orejas
Eso no me quita el sueño
Mi imagen no me acompleja

Mis dientes están torcidos
Mi altura es insuficiente
No me importa, he aprendido
A ser autocomplaciente

Si me gritan, che petiso
De mi pene yo hago alarde
Soy petiso y me la piso
Soy feo y la tengo grande

Desmotivación feos

Read More

No tengamos miedo

Mucho fútbol, mucho fútbol, pero nos estamos olvidando de lo más importante que hay en la vida : garchar.
Así que vuelvo más inspirado que nunca al mundo de la poesía pararomántica con esta desmotivación y un fragmento de mi poema titulado "No tengamos miedo"
Saludos de El Poeta Gabriel con amor.

"No tengamos miedo: 
Los planetas también chocan, y del caos, nacen las estrellas y los planetas
Porque no dejás que choquen mis huevitos con tus tetas?”

No tengamos miedo

No tengamos miedo
Read More

© 2011 El Poeta Gabriel: Cuentos, relatos y poesía, AllRightsReserved.

Designed by El Poeta Gabriel